Oswaldo Ríos

La Muerte tiene su imperio
en San Luis del alma mía
su maldito ministerio
aumenta su plusvalía,
las calles son cementerio
y su gobierno jauría.

La Catrina es parejera
vino por los vividores
del erario y se los lleva
de toditos los colores.

Los morenos por mentirosos
los rojos por ser ladrones
los azules por miedosos
y los verdes por matones.

Una cosa muy curiosa
pasa en la tierra de Othón,
la gente no está furiosa
ni se muere de emoción.

Nos hemos acostumbrado
a escándalos y cinismo
ahora morimos de nada,
y todo nos da lo mismo.

El Palacio está empolvado
a vivir nadie se atreve
y el gobierno del estado:
nueve años que no se mueve.

¿Dónde está el gobernador?
preguntó la Calavera,
dirá usted el corredor
que se apellida Carreras.

En fiestas, bodas y bautizos
al Güero lo va a encontrar,
pero como es muy huidizo
busque en la revista Qué Tal.

Mejor voy por el alcalde
exclamó la Calaquita
enterraré en un bache
al granuja de Navita.

¿Cómo haré para que Nava
se acurruque en mi regazo?
Quiero tenderle una trampa
y caiga rendido en mis brazos.

¡Propóngale matrimonio
ese siempre enseña el cobre!
Para que saque de “pobre”
al hombre sin patrimonio.

¡Mejor me voy al Congreso
a donde reparten huesos!
Supe que forran de pesos
a todos los que lanzan huevos.

Vaya, pero con cuidado
el Legislativo es un cerco
y recuerde que hay diputados
más malos que carne de puerco.

¡Ya llegué al Salón de Plenos!
Y voy a darle sepultura
a los dignos herederos
de la peor Legislatura.

¡Empiece por los más viejos!
Gritó la mamá de Edson.
¡Mejor agarre parejo!
Se escuchó en todo Vallejo.

¡Me llevaré a la Jucopo!
Mesa llena de glotones
diputados que de a poco
se enriquecen los panzones.

¡Nooo mi Santa Patrona!
Si te los llevas me muero,
clamó piedad una agrónoma
en medio del sucio chiquero.

¿Y en el Poder Judicial?
¿Me podré llevar un alma impía?
Los dientes les vas a pelar,
allí todos son familia.

¡Total que la pobre Muerte,
no se ha podido llevar
a nadie entre tanta gente
porque ninguno es de fiar!

¡Vaya por donde llegó,
engalanada Señora,
y háganos un favor
a este pueblo que la adora!

Hicimos una consulta
entre el pueblo mexicano,
votamos a quién sepulta
y tenemos resultados.

Para ser muy transparentes
propusimos cuatro opciones:
En la A) Andrés Manuel, en la B) El presidente
En la C) pusimos AMLO y en la D) pusimos Peje.

¿Adivine quién ganó?
Y gobernará sus panteones.
El 100 por ciento votó:
¡Por todas las anteriores!

 

Twitter: @OSWALDORIOSM
Mail: oswaldo_rios@yahoo.com

 

Comments

comments