Jaime Nava

A pesar de que Ricardo Alejandro Femat Flores, director del Instituto Potosino de Investigación Científica y Tecnológica (IPICYT), sostiene que los recortes salariales a académicos e investigadores se debe a la falta de recursos derivado de una disminución presupuestal, en diciembre del año pasado repartió 2 millones 455 mil pesos en “vales de despensa”, de los cuales él mismo se auto asignó uno con valor de 100 mil pesos.

El 7 de diciembre del 2017 se publicó con el número de expediente IA-03891W001-E353-2017 la licitación para adquirir 115 monederos electrónicos canjeables “en todos los establecimientos de autoservicio o departamentales, establecimientos comerciales o farmacias y otros en general (cadena nueva Walmart de México, HEB, Soriana, Farmacias Guadalajara, OXXO, Costco, Liverpool, Sears)”.

Nueve días después, el IPICYT adjudicó el contrato a la empresa Suven S.A. de C.V. a la que se le pagaron 98 mil 220 pesos por encargarse de emitir los “vales de despensa”. Ese mismo día anexaron al contrato original un “convenio modificatorio” para agregar al pedido un vale adicional por 100 mil pesos para que la distribución quedara de la siguiente manera:

6 tarjetas con valor de $100,000.00 cada una
16 tarjetas con valor de $50,000.00 cada una
94 tarjetas con valor de $11,700.00 cada una

Los 6 vales de 100 mil pesos se los repartieron entre el director: Ricardo Alejandro Femat Flores; el secretario académico: Horacio Flores Zúñiga; la directora de Planeación: María Araceli Bocanegra Pedroza; el director de Vinculación: Emmanuel Gustavo Inserra; la directora de Administración y Finanzas: María Mercedes Salas González y el titular del Órgano Interno de Control, Juan José Rodríguez Regil, según consta en documentos obtenidos por Astrolabio Diario Digital a través de una solicitud de información, luego de que el personal del IPICYT, incluido el propio director, se negaran a responder preguntas relacionadas con la repartición de vales de despensa.

Otros 5 vales de 100 mil en diciembre del 2016

En diciembre del 2016 también se auto asignaron vales. En esa ocasión la licitación se llevó a cabo en 5 días: el 9 de diciembre se publicó la convocatoria y el 14 se firmó el contrato con la empresa Toka Internacional S.A.P.I. de C.V. por un monto de 2 millones 451 mil 476 pesos a cambio de que que entregara 127 vales de despensa canjeables en todas las tiendas de autoservicio y departamentales.

Los vales fueron divididos así:

5 tarjetas con valor de $100,000.00 cada una
15 tarjetas con valor de $50,000.00 cada una
107 tarjetas con valor de $11,300.00 cada una

Quienes recibieron los 5 monederos con 100 mil pesos fueron: el director, la directora de Administración y Finanzas, el titular del Órgano Interno de Control, el secretario Académico y el director de Vinculación. El resto de vales fueron compartidos sólo entre el personal administrativo del IPICYT.

Las dos licitaciones fueron pagadas con recursos del IPICYT provenientes del fondo: “Recursos Remanentes S-2210” a través de la partida presupuestal número 15901 identificada como: “Otras prestaciones”.

El antecedente más remoto que Astrolabio Diario Digital pudo localizar relativo a la entrega de vales de despensa es del año 2011; no obstante, al compararlos, llama la atención que el número de tarjetas y el monto de cada una de ellas era muy inferior, a saber: ese año se repartieron 30 tarjetas con valor unitario de $9,326.04.

Silencio y molestia en el IPICYT

En febrero de este año, Astrolabio Diario Digital acudió a las oficinas del IPICYT con la intención de realizar una entrevista a empleados del área de compras y al director; sin embargo, se negaron a responder “sin cita previa”. Ulises Tello, del área de comunicación social, se entrevistó con el reportero para pedirle tiempo y se comprometió a agendar una cita con Ricardo Alejandro Femat Flores.

Los días pasaron y, pese a la insistencia de este medio de comunicación, nunca se notificó el día y la hora en la que se llevaría a cabo la entrevista. Por ese motivo, el 5 de marzo, se decidió acudir a las instalaciones del IPICYT donde, nuevamente, el director se negó a ser cuestionado con el argumento de que se encontraba ocupado atendiendo al grupo de evaluadores externos del IPICYT.

Al informarle al titular del área de comunicación, Daniel García Álvarez de La Llera, que se esperaría el tiempo necesario al director, organizó una rápida reunión con María Mercedes Salas González, directora de Administración y Luis Fernando Herrera Bejarano, subdirector de Administración y Servicios.  

La entrevista duró menos de 20 minutos puesto que María Mercedes y Luis Fernando se dedicaron a esquivar todas las preguntas con el argumento de que buscarían los documentos y los entregarían al día siguiente:

Jaime Nava(JN): ¿Quién define los montos que tienen cada uno de los vales?]
María Mecedes Salas (MMS): Ahí te lo ponemos…
JN: Pues ya díganme, de una vez
MMS: Lo que pasa es que es un proceso, ¿no, contador?
Luis Fernando Herrera (LFH): Sí, pues hay que ver…
MMS: de donde…
Ambos al unísono: Para darte la fundamentación

Se les volvió a pedir que dijeran quién decide las cantidades que distribuyeron en los monederos electrónicos:

MMS: Ya está establecido
JN: ¿Desde cuándo?
MMS: Mmmm… no me acuerdo, la verdad no me acuerdo qué año
JN: ¿Los montos también están establecidos?
MMS: Eso tendría que revisarlo
LFH: Revisamos
JN: ¿Ustedes no se acuerdan de cuánto son los montos?
MMS: De los montos sí nos acordamos
JN: ¿Me los puede decir?
MMS: Unas partes son de 11 mil… no, mejor te los damos exactos, es que son diferentes y si te doy el monto ahorita y me falla por 300 o por 20 pesos o algo no tiene caso.
JN: Bueno, yo se los digo y ustedes nada más me confirman si son o no son: 5 vales de 100 mil pesos, ¿sí?
LFH: Necesitaríamos corroborarlo en la base de datos
JN: Yo se los voy diciendo de todas maneras: 16 vales de 50 mil pesos, ¿les suena, lo recuerdan?
LFH: Lo checamos
JN: Los 5 vales de 100 mil pesos, ¿a quién se le entregaron?
(Silencio)
LFH: Necesitamos checar
MMS: Para que te decimos…
JN: ¿Cuánto se tardan en checar esa información?
MMS: En el transcurso del día de hoy
LFH: Si quienes mañana te lo podemos dar

Después, directamente se les preguntó si ellos habían recibido un vale:

LFH:
JN: ¿Cuál fue el monto que les dieron a ustedes?
LFH: Yo no me acuerdo
JN: Jajajaja, ¡¿Cómo no se va a acordar del monto de su tarjeta si usted se gastó el dinero?!
MMS: Te vamos a hacer llegar los nombres y los montos y todo el día de mañana completo

Al día siguiente, el 6 de marzo, Astrolabio Diario Digital acudió al IPICYT a la hora acordada. El titular del área de comunicación social invitó al reportero a sentarse en una sala a esperar a las personas entrevistadas el día anterior. A los pocos minutos se presentó María Mercedes Salas quien refirió que no proporcionarían ningún tipo de datos o documentos y que únicamente vía una solicitud de información podrían entregarla.

“Ya la gente está trabajando recabando la información, pero lo que sí te voy a pedir de favor es que nos lo pidas por los canales adecuados, las herramientas que ya se generaron. Nosotros como una institución de gobierno federal ya hay lugares donde tú puedes solicitar esa información ¿para qué?, para que me des la oportunidad de contestarse preciso y conciso como debe ser sin que haya posibles mal entendidos o algo y dártela en tiempo y forma, ya estamos trabajando con ella”, comentó María Mercedes Salas.

Sin respuestas por parte del área administrativa del IPICYT se intentó buscar entrevistas con investigadores para conocer si ellos habían recibido vales.  Al ingresar a uno de los edificios uno de los policías aseguró que “por instrucciones de la administradora” no me iban a permitir el acceso y tenía prohibido hablar con los académicos. Minutos después llegaron más elementos de la policía Urbana para intentar sacar al reportero del lugar.

Tras una breve discusión, uno de los policías anotó el nombre del reportero en una libreta y, una vez fuera del edificio, externó una “invitación” para que se retirara del IPICYT. El reportero rechazó la “invitación” e informó que esperaría a que el director se desocupara.

Luego de 4 horas de espera, el director: Ricardo Alejandro Femat Flores salió del edificio y, al notar la presencia del reportero, apresuró el paso hasta su automóvil. Se le tocó la ventana para realizarle algunas preguntas que se negó a responder arguyendo que tenía una cita y él ya había pedido que atendieran:

Ricardo Alejandro Femat Flores (RAFF): ¿No lo recibieron?
Jaime Nava (JN): Ayer me recibieron…
RAFF: ¿Hoy no lo recibieron?
JN:  …les hice unas preguntas y quedaron de darme la información hoy y no me han entregado nada
RAFF: No bueno, yo le suplico que busque el canal que es la oficialía mayor, desconozco cuáles son sus preguntas, o en defecto, que utilice la normatividad y nos solicite todo lo que considere
RAFF: Supongo que no me está grabando porque no lo he autorizado a que me grabe
JN: Sí, sí lo estoy grabando
RAFF: (Molesto) Pues no le autorizo, no le contesto nada más, dijo y encendió el motor de su vehículo
RAFF: Mi voz es personal y no le puedo contestar nada
JN: Una pregunta nada más
RAFF: Ya le dije que no le voy a contestar, hay canales oficiales
JN: Los vales que entregó en diciembre, los más de 2 millones y medio de pesos que repartió en diciembre en vales, había cinco que eran de 100 mil pesos, ¿uno de esos vales le tocó a usted?

Al escuchar la pregunta comenzó a dar marcha atrás su automóvil para salir de su cajón de estacionamiento. Caminando a un lado se le volvió a cuestionar:

JN: ¿Se asignó uno de esos vales, de esos monederos electrónicos?, le pregunto
RAFF: Utilice los canales oficiales para comunicarse, respondió sin detener su auto
JN: ¿Se asignó, usted, uno de esos vales?
RAFF: Bueno, que tenga bonita tarde y esperamos sus solicitudes, que esté muy bien, dijo mientras subía la ventana del coche en el que se fue.

El 7 de marzo, Astrolabio Diario Digital presentó la solicitud de información número 5311000000718 para obtener los documentos y las respuestas que los funcionarios negaron. El 13 de marzo, el IPICYT registró el proceso de adjudicación directa AA-03891W001-E73-2018 para contratar un servicio de asesoría técnica en “actividades relacionadas con protección de datos personales, comunicación social, bienes patrimoniales y gestión con dependencias y gobiernos estatales”.

La información fue entregada, de manera parcial, hasta el 26 de abril del 2018 por lo que se presentó una queja desde la Plataforma Nacional de Transparencia para que se analice y, en su caso, se le ordene al IPICYT que entregue parte de los documentos que fueron omitidos.

Comments

comments