Antonio González Vázquez

A eso de la una de la tarde de este viernes el alcalde Xavier Nava Palacios sufrió su primer descalabro en el gobierno municipal: el Congreso del Estado resolvió mantener para 2019 las mismas cuotas y tarifas del agua potable.

El INTERAPAS había propuesto el aumento del 40 por ciento pero ahora se quedan sin un centavo de incremento.

No les queda de otra sino cobrar lo que deben a los que no pagan, sean usuarios comunes o corrientes o poderosos influyentes.

Con apenas dos meses y quince días en el gobierno municipal, el edil que impulsó el incremento a la tarifa del agua, ha tenido un descalabro de gran magnitud política. El Gallardismo ya se cuelga la medalla por el frustrado aumento.

En un contexto nacional en el que la Federación empuja una nueva actitud en la administración pública de no dañar más la precaria economía de los ciudadanos, en San Luis se pretendía imponer un incremento tan injusto como inequitativo y desigual.

Así, desde que se anunció el proyecto de nuevas cuotas y tarifas, pocos salieron a defender su viabilidad. El rechazo a todo tipo de aumento fue generalizado y pese a eso, ni el alcalde Nava ni la administración del organismo operador lo entendieron.

Se elaboró un dictamen a favor del incremento pese a que ni en el mismo Congreso había respaldo a la iniciativa que se pretendió meter con calzador. Privó la mala costumbre de pretender cargar a los ciudadanos la ineficacia e corruptela de los servidores públicos encargados de operar el sistema de agua potable.

El INTERAPAS, el alcalde y los diputados del PAN quisieron ir por todas las canicas y se van con las manos vacías.

El bono democrático a favor de Nava al ganar de manera apabullante las elecciones en julio pasado se le acaba de ir de entre las manos. Ese apoyo se ha dilapidado por el intento de imponer un alza que nadie quería ni apoyaba.

Curioso, pero en el gobierno de Ricardo Gallardo los que se manifestaban en su contra eran los del Frente Ciudadano Anticorrupción, ahora con Nava, son los gallardistas y el PRD.

La pugna sigue y por lo pronto, la del agua es una guerra que el gallardismo parece haber ganado. Xavier Nava sabe como revivir muertos.

Hay una cartera vencida de 700 millones de pesos y ahora el INTERAPAS tendrá todo el año que entra para cobrar, no le queda de otra, sus ingresos continuarán arrojando números rojos.

Está claro, los que no pagan ahora, tampoco lo harán en el 2019 a menos de que se les obligue a hacerlo.

La visión apocalíptica de que sin aumento a la tarifa el servicio de agua va a colapsar no rindió frutos. Justificar que el aumento equivalía al costo de un refresco fue una babosada, eso hay que reconocerlo.

A nadie le gusta pagar más por los servicios públicos y más aún cuando éstos no son de calidad. Se requiere de habilidad y de sensibilidad política para lograr convencer a los contribuyentes.

En vez de eso, lo que hizo la alcaldía con la ayuda del Congreso, es simple y llanamente el ridículo.

Ahora solo falta que todas las denuncias por corrupción en contra de la anterior administración municipal también fracasen.

Rechazan incremento al agua; continuarán vigentes las tarifas del 2018

Gallardistas protestan contra aumento al agua (Video)

Incremento a tarifa, equivalente al costo dos refrescos de 2.5 litros: Fermín Purata

Comments

comments