Astrolabio

Jaime Nava

En diciembre del 2019, semanas antes de que concluyera su periodo como presidente del Supremo Tribunal de Justicia y del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial del Estado, Juan Paulo Almazán Cué utilizó un vehículo oficial para participar en un maratón en la ciudad de Monterrey, Nuevo León.

La camioneta Suburban modelo 2017, marca Chevrolet, con placas de circulación UYL-171-A fue adquirida por el Poder Judicial del Estado en mayo del 2018, por ella pagaron 878 mil 999 pesos y le fue asignada a Juan Paulo Almazán Cué el 5 de junio del 2018.

Como respuesta a una solicitud de información, Mayra Yanel Ortiz López, directora de recursos materiales del Poder Judicial del Estado, informó que el usuario de dicha camioneta reportó cuatro “comisiones o desplazamientos” a bordo de la unidad en el mes de diciembre del 2019 en las siguientes fechas: “08 Monterrey, N.L.; 12 Guadalajara, Jalisco; 18 y 19 Guadalajara, Jal. Y Monterrey N.L.”.

El traslado correspondiente al 8 de diciembre no tenía como finalidad cumplir con ningún encargo relacionado con sus funciones como presidente del Supremo Tribunal de Justicia y del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial del Estado, sino que se trató de un viaje para participar en el “Maratón Powerade Monterrey 2019”.

Ese día, Juan Paulo Almazán Cué participó en la competición portando el número 2868. De acuerdo con los resultados –disponibles en la página oficial del evento–, el ahora ex presidente del Supremo Tribunal de Justicia terminó la carrera con un tiempo oficial de cinco horas y 42 minutos, ocupando el lugar 485 de su categoría. Además, en diversas fotografías se le ve posando cerca del área de meta mostrando el número 2868.

Hasta el 27 de diciembre, la camioneta que el Poder Judicial asignó a Juan Paulo Almazán Cué recorrió 67 mil 725 kilómetros y gastó 11 mil 123 pesos por consumo de gasolina.

A+