Angélica Campillo

La Secretaría de Salud de Gobierno del Estado apoyaría a la Delegación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) ante el problema de desbasto del medicamento para practicar las quimioterapias, reveló la titular de la dependencia, Mónica Liliana Rangel Martínez.

Luego de que la delegación del IMSS confirmara que a partir del martes 5 de noviembre se suspendieron las quimioterapias a los derechohabientes con cáncer debido a la falta del medicamento que se utiliza para practicarlas, la titular de la Secretaría de Salud comentó que recientemente se enteró de la situación, que, dijo, tienen que resolver a nivel federal, aunque adelantó que se pondrá en contacto con la delegada del instituto en la entidad potosina, María Soto Romero, y, de ser necesario, la apoyará de inmediato atendiendo algún caso urgente, “y entrar en la parte de intercambio de servicios… Es lo que podríamos hacer para resolver la situación”.

Rangel Martínez señaló que, por el momento, el desbasto de este fármaco sólo es en la capital potosina, pero la situación se oferta igual en todos los hospitales del estado, “y no tenemos mayor problema de poderlos atender, siempre y cuando no descuidemos nuestra población”.

La funcionaria estatal agregó que la Secretaría de Salud estuvo trabajando con el Hospital Central, que es la unidad que está acreditada para practicar las quimioterapias, con el fin de garantizar que existieran los medicamentos para brindar este servicio, por lo menos hasta marzo del próximo año.

Cabe destacar que la delegación del IMSS informó que se encuentra buscando medidas alternativas para adquirir este medicamento, y aseguró que para la próxima semana se restablecerían las quimioterapias a los pacientes con cáncer en San Luis Potosí.