Astrolabio

TRUMP

 

Wisconsin, Estados Unidos (26 de marzo de 2016).- Los recientes comentarios de Donald Trump sobre la esposa de Ted Cruz encendieron nuevamente las alarmas entre los republicanos acerca de la capacidad del magnate para ganarse el voto de las mujeres, en especial si tuviera que disputar la presidencia a Hillary Clinton en noviembre.

A Trump le han llovido críticas por mofarse de Heidi Cruz en una batalla personal dentro de la lucha por la candidatura presidencial del Partido Republicano.

Las hostilidades alcanzaron el viernes nuevas alturas cuando Cruz acusó a Trump y “sus secuaces” de difundir rumores falsos de que él había engañado a su esposa.

“No queremos un presidente que trafique con la inmoralidad y la deshonestidad”, dijo el senador de Texas a la prensa en Wisconsin. “No queremos un presidente que parezca tener un verdadero problema con las mujeres fuertes”, agregó.

El historial de comentarios sexistas de Trump, desde su programa de televisión Apprentice hasta sus entrevistas picantes con el presentador radiofónico Howard Stern, son vistos por los republicanos desde hace tiempo como una posible vulnerabilidad para el partido, en especial si el magnate enfrenta en una elección general a Clinton, quien aspira a ser la primera mujer en el cargo de presidenta de Estados Unidos.

El problema comenzó en el primer debate republicano, cuando Megyn Kelly de Fox News preguntó a Trump por qué se refería a las mujeres como “cerda gorda”, “perra” y otros sobrenombres. La pregunta dio paso a una persistente disputa entre Trump y la red noticiosa.

Trump también enfrentó críticas cuando Rolling Stone publicó una semblanza en la que el magnate insultó a la empresaria Carly Fiorina, quien apoyó a Cruz después que se retiró de la contienda por la candidatura presidencial republicana.

“¡Pero miren esa cara!”, dijo Trump según la publicación. “¿Alguien votaría por ella? ¡¿Pueden imaginar eso, la cara de nuestro próximo presidente?!”

La controversia se avivó el miércoles cuando un comité de acción política contrario a Trump difundió un mensaje con una foto atrevida de la esposa del magnate, la ex modelo Melania, tomada de una sesión fotográfica con la revista masculina GQ.

Fuente: La Jornada.

Leave a Reply

A+