Xochiquetzal Rangel

La Coordinación Municipal de Derechos Humanos ha recibido hasta el momento más de 75 quejas por cuestiones que atañen a funcionarios operativos de áreas como Comercio o Ecología, o referentes al proceder de las autoridades municipales, principalmente de policías en cuanto a multas.

Olga Liliana Palacios Pérez, titular del área, algunos de estos casos de fueron referidos por la Comisión Estatal de Derechos  Humanos, ya que la mayoría de las personas acuden directamente a la dependencia estatal para interponer las quejas correspondientes.

Comentó que la coordinación, en primera instancia, realiza el acercamiento con la parte operativa señalada para solventar el asunto, sin embargo cuando no se resuelve de esta forma dan parte a la Contraloría Interna del Ayuntamiento, y en caso de que haya caso omiso por parte del funcionario o la autoridad, entonces proceden a realizar las quejas ante la CEDH, después de que se agotaron las instancias internas.

Respecto a la denuncia al respecto de que una trabajadora del área de Comunicación Social del departamento de diseño agredió por medio de redes sociales a una reportera, Palacios Pérez indicó que estará al pendiente del asunto a través del seguimiento para el cumplimiento de sus atribuciones y en vínculo directo con la Comisión Estatal.

Cabe mencionar que la afectada ya interpuso una queja ante la CEDH por comentarios que realizó la funcionaria identificada como Fernanda Castrillo, haciendo alusión a que la periodista tendría nexos con el narcotráfico, acusaciones que, advirtió la coordinadora de derechos humanos, se tendrían que demostrar.

“En ningún momento es admisible la violencia contra las mujeres y que si se está de este lado, como parte del servicio público es muy importante tomar responsabilidad del alcance de las palabras; cualquier situación va a estar bajo el escrutinio público porque estos espacios se deben a las personas”, agregó.

cuestionada sobre las capacitaciones en materia de derechos humanos, refirió que todos los viernes, como parte de un programa para capacitar a los funcionarios en materia de derechos humanos, se imparten pláticas, no obstante reconoció que sólo de 20 a 30 personas de la administración municipal han acudido, por lo que, apuntó, pedirían que fuesen obligatorias, aunque mencionó que ha sido complicado empatar los horarios de los trabajadores para estas charlas.