Leticia Vaca

El centro de reinserción y readaptación social La Pila opera con graves precariedades y sin equipo para prevenir contagios de COVID-19, denunció el diputado Edgardo Hernández Contreras.

Luego de realizar un recorrido por las instalaciones del penal, el presidente de la Comisión de Seguridad Pública, Prevención y Reinserción Social, dijo que se pudo constatar la falta de medicamentos, insumos para la prevención del COVID-19, “como son cubrebocas, gel antibacterial y contar con áreas adecuadas para atender adecuadamente a quienes por alguna circunstancia resultan contagiados”.

Asimismo, aseguró que hay una gran precariedad para trabajar en todos los aspectos, por ello “visitamos los distintos módulos de personas con discapacidad, el área de geriatría, la clínica, baños, donde se pudo conocer que existe una violación a los derechos humanos de parte de la autoridad, pues no se cuenta con lo más elemental, como medicinas, cobijas”.

Otra de las problemáticas, señaló, es la falta de personal de seguridad y custodia; al respecto, indicó que las plazas operativas de policía son ocupadas para personal administrativo.

Desde la Comisión que preside, el diputado se comprometió a exigir a las autoridades estatales que se destinen los recursos económicos para la atención de las necesidades de este centro de reinserción, y responsabilizó al encargado de despacho de la Secretaría de Seguridad Pública, Arturo Landeros, y al titular del área administrativa, Israel Muñoz, de provocar una situación de abandono en perjuicio del sistema penitenciario de San Luis Potosí.