Astrolabio

RI1

 

Ciudad de México (05 de marzo de 2016).- Richard Montañez no tenía idea de que era pobre. Él nació en México, pero su vida en Guasti, un pequeño pueblo cerca de Ontario, California, no le proporcionaba grandes aspiraciones, pues sus días se pasaban en la recolección de uvas junto a su familia.

Aunque intentó aprender inglés cuando niño, no lo logró, por lo que dejó la escuela y se consiguió un trabajo como intendente en la planta de Frito-Lay en Rancho Cucamonga, California.

Dos hechos cambiaron su vida:

Uno fue el videomensaje que el presidente del a compañía le envió a todos sus empleados, en donde les decía que actuaran como si fueran los “dueños”. Aunque Richard no vio mucha reacción por parte de sus colegas, supo que allí tendría alguna oportunidad.

El otro hecho fue el decisivo: cuando se compró un elote preparado como los típicos que hay en cada una de las esquinas de México. Al ver la preparación pensó “¿qué tal si le añadimos chile a los Cheetos?”.

Richard llegó a casa y le aplicó un poco de chile en polvo al producto. Así nació la versión picante de Cheetos, inspirada en los típicos elotes preparados.

Amigos, colegas y la familia de Richard aclamaron su creación y lo impulsaron a contarle de la receta a los supervisores y al presidente de la planta y así lo hizo. Les dijo que tenía una idea para un nuevo producto, por lo que le dieron una oportunidad para realizar una presentación.

Nunca había hecho algo de ese tipo, entonces ¿cómo le hizo?
  • Él y su esposa fueron la biblioteca y copiaron una estrategia de un libro de negocios
  • Se compró su primera corbata, una de 3 dólares
  • Y colocó algunos “chetos” en unas cuantas bolsas de muestra que él mismo diseñó

Con esos tres elementos, Richard presentó su idea que pronto se convirtió en la línea Flamin’ Hot.

Ahora Richard es el vicepresidente ejecutivo de ventas multiculturales y activación comunitaria de la división de Norteamérica de PepsiCo. Richard también ha dado consultoría para que marcas como KFC y Taco Bell cuenten con cierta influencia latina en sus productos y marketing.

Fuente: Dinero en Imagen.

Leave a Reply

A+