Astrolabio

1405645

 

Río de Janeiro, Brasil (10 de marzo de 2016).- Los animales definitivamente son criaturas increíbles, con un sentido de la lealtad y agradecimiento que puede superar el paso del tiempo. Este es el caso de Dindim y Joao Perreira, que forjaron una amistad muy singular, a raíz de un desafortunado acontecimiento.

Hace cuatro años Perreira se encontraba en la costa de una isla cercana a Río de Janeiro, Brasil, cuando se encontró al pequeño pingüino de Magallanes. Esta especie vive en las islas Malvinas y en la Patagonia de Argentina y Chile, normalmente migran hacia el norte en invierno, para llegar a aguas uruguayas y brasileñas.

Cuando el brasileño encontró al animal, estaba cubierto de petróleo y a punto de morir de hambre, por lo que lo tomó en sus brazos y lo cuidó hasta que se recuperara por completo. Así Dindim se quedó once meses con el brasileño, hasta que cambió su pelaje y pudo regresar a su lugar de origen.

Los amigos de Perreira le dijeron que el vínculo que habían creado era falso y que el animal jamás regresaría. Por suerte, al siguiente año Dindim regresó a la isla y se quedó un tiempo con su nuevo amigo. Esta tradición ya lleva cuatro años, en los cuales el pingüino recorre más de ocho mil kilómetros para llegar a lado del hombre.

Todos me dijeron que no volvería, pero sigue regresando desde hace cuatro años. Llega en junio y se va en febrero y cada año llega más afectuoso y parece que está feliz de verme”, declaró el hombre en una entrevista a una cadena de televisión brasileña.

La Universidad de Río de Janeiro se ha dedicado a estudiar el vínculo entre el hombre y la pequeña ave, quienes afirmaron que jamás habían visto algo así. De acuerdo al biólogo Joao Paulo Krajewski, el animal considera al hombre como parte de su familia, como si también fuera un pingüino.

17401203_xl

“Amo al pingüino como si fuera mi propio hijo y creo que él también me ama. Cuando me ve, él mueve su cola como un perro y hace ruidos. Nadie más lo puede acariciar. Los muerde si lo intentan”.

Estos animales son conocidos por su lealtad, con sus parejas y su especie en general, por lo que esta amistad podría durar años.

Fuente: Excélsior.

Leave a Reply

A+