Angélica Campillo

Con 32 puntos en los indicadores de riesgo epidemiológico por COVID-19, San Luis Potosí volverá a semáforo a partir del lunes 25 de enero, reveló el gobernador del estado, Juan Manuel Carreras López.

En rueda de prensa, el mandatario estatal señaló que, a propuesta del Consejo Estatal en Salud, se acordó con la Secretaría de Salud Federal que se adelantara el cambio de semáforo para San Luis Potosí a partir del próximo lunes, de naranja a rojo, debido al alza de casos y hospitalizaciones por COVID-19, “estamos en riesgo máximo de contagio”.

Carreras López anunció que nuevas medidas para todo el estado, ante el cambio a rojo en el semáforo epidemiológico, que se basan en tres puntos: el primero tiene que ver con el incremento de 179 camas en los diferentes hospitales públicos del estado; la segunda medida se refiere a la instalación de filtros sanitarios establecidos en la zona metropolitana de la capital del estado y en la zona conurbada de Rioverde y Ciudad Fernández, que es donde se ha detectado un mayor número de contagios; la tercera tiene que ver con medidas adicionales para tratar de genera un comportamiento social de menor movilidad, “es la única manera que realmente tenemos de evitar contagios, de evitar hospitalizaciones y de evitar defunciones”, sostuvo el gobernador.