Astrolabio

1350166_3_cd0f_dans-un-supermarche-u-du-centre-ville-de-lyon_fa9b3ab312728109e580014f62c6e426

 

Francia (05 de febrero de 2016).- El miércoles 3 de febrero, entró en vigor la totalidad de la ley que prohíbe a los supermercados tirar la comida que no fue vendida. En lugar de ello, estableció que ésta debe ser donada a refugios y bancos de alimentos.

La legislación contra el desperdicio de alimentos fue aprobada de manera unánime por el parlamento francés en mayo del 2015.

La ley incluye un programa de educación sobre el desperdicio de comida en las escuelas y negocios, así como la obligación de los supermercados de retirar la fecha de caducidad en productos frescos, medida que entró en vigor el pasado miércoles.

Los supermercados que incumplan dicha ley tendrán que pagar una multa de 75 mil euros (1,500,000 pesos) o una condena de dos años en prisión.

La campaña fue impulsada por el Concejal del municipio de Courbevoie, Arash Derambarsh, y fue apoyada por consumidores y participantes de movimientos contra la pobreza.

Francia se convirtió en el primer país del mundo en aplicar la medida en los supermercados. Los promotores de la campaña esperan que dicha medida sea adoptada por todos los países miembros de la Unión Europea.

“El siguiente paso es pedirle al presidente François Hollande presionar a Jean-Claude Juncker para extender la ley al resto de la Unión Europea. Esta lucha apenas comienza. Ahora tenemos que luchar en contra del desperdicio de comida en restaurantes, panaderías, comedores escolares y corporativas”, comentó.

De cada 7.1 millones de comida desperdiciada anualmente, 67% es desechada por consumidores, 15% por restaurantes y 11% por tiendas. Anualmente 1.3 mil millones de toneladas de comida son desperdiciadas en el mundo.

Fuente: Aristegui Noticias.

Leave a Reply

A+