Angélica Campillo

Dos días después del ataque armado en el que posteriormente perdiera la vida el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en San Luis Potosí, Julio César Galindo Peréz, la Fiscalía General del Estado (FGE) dio a conocer la detención de cuatro personas que estarían relacionadas con el hecho.

En rueda de prensa, el Fiscal General del Estado, Federico Garza Herrera, refirió que después de que se tuvo conocimiento del hecho perpetrado el pasado lunes 1 de marzo en Avenida del Potosí, en Lomas primera sección, a través de la Policía de Métodos de Investigación se realizaron los primeros actos de indagatoria, pudiendo obtener información de testigos y de videograbaciones que pudieron individualizar el vehículo participante y que ocuparon los agresores, tratándose de una camioneta Ford Lobo oscura.

Destacó que esta información fue transmitida de manera inmediata al Fiscal de la Unidad Especializada en Investigación de Homicidios y Feminicidios de la FGE, quien ordenó el aseguramiento de dicho vehículo. El funcionario explicó que dicho acuerdo ministerial fue comunicado de manera inmediata a la Policía de Investigación (PDI) de las diferentes zonas operativas del estado, siendo al filo de las ocho de la noche del mismo día de los hechos cuando personal operativo de la Fiscalía tuvo a la vista, en el entronque que se forma en la carretera de cuota con la libre al acceso a la zona metropolitana de Ciudad Valles, una camioneta con las características referidas y consecuentemente le marcaron el alto, sin embargo su conductor realizó acciones tendientes a eludir la actuación policial, “y el conductor como los ocupantes de la camioneta se resistieron por medios violentos a la intervención policial, por lo que fueron asegurados y detenidos en flagrancia, ya que al momento de su detención portaban dos armas de fuego y droga; siendo puestos a disposición en flagrancia al Ministerio Público de la Séptima Delegación de esta Fiscalía General del Estado con sede en Ciudad Valles”.

Señaló que, del aseguramiento del vehículo y de las personas, se comunicó a la Fiscalía de Homicidios y Feminicidios, y a partir de ahí se han generado múltiples actos de investigación, siendo relevante destacar que las armas que fueron localizadas al momento de la detención de éstas personas fueron también analizadas por peritos especializados en balística de la FGE, quienes lograron determinar la existencia de coincidencia entre el arma de fuego asegurada calibre 9 milímetros y los elementos balísticos que fueron asegurados tanto en el lugar de los hechos como en la práctica de la necropsia, “pudiendo concluir, de manera científica, que con el arma de fuego 9 milímetros existe coincidencia y, por ende, da certeza de que se trata del arma de fuego utilizada para privar de la vida al empresario”.

Garza Herrera dijo tener conocimiento por parte del Ministerio Público que con éstas múltiples evidencias y más datos de prueba que obran en la carpeta de investigación, en breve solicitará los mandamientos judiciales pertinentes para iniciar en contra de los autores materiales el procedimiento que devenga por su actuar como probables partícipes en el delito de homicidio calificado, circunstancias que se estarán dando en las próximas horas.

Reveló que las cuatro personas que fueron detenidas como probables responsables del asesinato del líder de Coparmex responden a los nombres de Rudy N., de 34 años; Ramiro N., de 34; Abel, de 31 años, y Nicolás, de 36 años.

Apuntó que, en iguales condiciones, de acuerdo a las investigaciones y a los datos recabados hasta el momento, obligan a la reserva de más información respecto a la participación de más personas en estos hechos, a efecto de no entorpecer ni la investigación ni el debido proceso, por lo que en el momento que sea prudente se generará la información sobre los probables partícipes.

Finalmente, mencionó que, sobre el posible móvil de este homicidio, será materia de las exposiciones en las audiencias por parte del Ministerio Público y de la propia investigación que continúa abierta.