Astrolabio

Por Victoriano Martínez

Y La Semana del Gober llegó a su cuarta edición, sin que faltara su parodia.

Conforme se insiste en un mundo color de rosa que describe en su caricatura el gobernador Juan Manuel Carreras López, en su parodia el contraste se vuelve más evidente ante una realidad cruel que da poco espacio para el optimismo impreso en la creación de la oficina de Relaciones Públicas del mandatario.

Así, es posible ver que en La Semana del Gober se describen nueve acciones, cuyos efectos tienen poco impacto real entre la población, como el hecho de que la inseguridad sigue sentando sus reales, mientras los hilos de la justicia se enredan entre una tortuga, los resabios de un sexenio torancista perdido y una justicia ciega en manos de un funcionario pusilánime e indolente.

La Semana de Carreritas nuevamente describe mucho mejor lo que ha quedado en el ánimo de los potosinos en la última semana: el feminicidio de Karla Pontigo puesto como ejemplo de la ineficiencia de la justicia en México por Amnistía Internacional, la imparable ola de feminicidios, la inseguridad concentrada en la zona urbana y indolencia e incompetencia oficial.

Carreritas, fiel a su nivel de protagonismo, aparece en diminuto colgado de un hilo que está atado a la pata de una tortuga gigante, sobre la que aparece el procurador Federico Garza Herrera vestido como la Justicia y con una balanza desbalenceada en la mano derecha.

Sobre la balanza, el peso de un Fernando Toranzo Fernández, sobre una lancha y con su caña de pescar, acompañado por un magnate cual patrocinador. Abajo, el anzuelo torancista tiene atrapado por la parte trasera del pantalón a Carreritas, en una especie de circulo vicioso que amenaza, no con que este sea otro sexenio perdido, sino que quede inmerso en una espiral de mayor deficiencia.

En el otro plato de la balanza aparece una “ligera” montaña de papeles (carpetas de investigación) junto a una muñeca rosa rota, con riesgo de caer al vacío, muy lejos de cualquier posibilidad de justicia.

La inmensa tortuga observa sorprendida la relación de hechos que tienen como íconos de arranque emoticones que muestran angustia y llanto.

En su cuarta semana, prácticamente al cumplir un mes, el mayor resultado público de La Semana del Gober ha sido que, en las propias redes por las que se distribuye, ha dado origen a La Semana de Carreritas, una parodia que ha aportado el alto contraste entre la propaganda gubernamental y la realidad cotidiana de los potosinos.

 

A+