Astrolabio

 

Sin duda alguna, las piernas y figura de una mujer lucen mucho mejor encima de unos hermosos tacones altos. Aunque a muchas mujeres les enloquezca este tipo de calzado, se debe estar consciente de que se está expuesta a una serie de lesiones que pueden afectar la salud seriamente con su uso regular.

giphy-3

Lesiones en aumento.

Una investigación de la Universidad de Alabama en Birmingham reveló que en los últimos años, ha aumentado de forma dramática las lesiones como consecuencia del uso prolongado de tacones altos.

Los datos, que fueron recogidos por el Sistema de Vigilancia de Lesiones de la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor (EU), indican que hubo más de 123 mil accidentes relacionados con el uso de tacones.

Además, otras investigaciones, como la llevada a cabo por la Revista de Cirugía del pie y del tobillo, señala que entre el 2002 y 2010 se duplicaron los accidentes relacionados al uso de tacones. En el 2002 se registraron poco más de 7 mil accidentes y al final del 2010, esta cifra aumentó a 14 mil 140.

Las lesiones más comunes.

Una encuesta reveló que el 48% de las entrevistadas prefieren soportar el dolor que renunciar a sus tacones. Sin embargo, el problema de los tacones va mucho más allá de una molestia momentánea, pues sus consecuencias pueden ser mucho más graves y prolongadas de lo que muchas mujeres creen.

giphy-4

Estas son tan sólo alguna de las lesiones más comunes que se pueden derivar del uso continuo de tacones:

1) Juanetes.- Mientras más alto sea el tacón y más estrecha sea la punta, hay más posibilidades de desarrollar juanetes, que son un agrandamiento de la articulación de la base del dedo gordo del pie. Además de ser un problema antiestético, también suele ser bastante incómodo y doloroso.

2) Neuroma de Morton.- Cuando se utilizan tacones de más de 8 centímetros, el esfuerzo y presión que se genera en la punta del pie, puede desencadenar el neuroma de Morton. Este padecimiento comprime los nervios plantares, produce inflamación, dolor, sensación de hormigueo y ardor.

3) Dedos en martillo.- El uso continuo de tacones altos puede desencadenar una serie de malformaciones en los dedos, mejor conocido como “dedos en martillo”. Se trata de un encorvamiento hacia arriba de los huesos, acompañado de la aparición de callos en las protuberancias que se formaron.

4) Inflamación del tendón de Aquiles.- La posición forzada del pie por el uso de tacones desencadena en muchas ocasiones que el tendón de Aquiles se inflame y se acorten los músculos de los gemelos, por lo que la persona suele experimentar dolor al utilizar zapatos planos, e inclusive puede sufrir de una rotura o desgarro del tendón.

5) Artrosis de rodilla.- También, los tacones provocan una fuerte presión en las articulaciones de la rodilla, lo que facilita el desgaste de los cartílagos, favoreciendo así la aparición de la artrosis.

giphy-5

¿Sabías que el uso frecuente de tacones altos podría tener tantas consecuencias para la salud?

 

 

Leave a Reply

A+