17.1

Ciudad de México, (14 de Abril).- A la hora de hablar sobre su orientación sexual la actriz Michelle Rodríguez no se anda con rodeos porque considera que ser bisexual es algo “natural” que responde únicamente a su deseo de experimentar. A la misma vez se muestra orgullosa de no haber caído en la trampa de la industria del cine en cuanto a realizar papeles en los que se sienta explotada sexualmente.

“Es algo natural, orgánico. Quiero probar cosas nuevas y sentirme libre”, confesó la intérprete durante una entrevista al periódico El País.

A pesar de la libertad con la que no duda en hablar de su orientación sexual en la vida real, en la gran pantalla Rodríguez siempre ha intentado huir de los papeles de mujer fatal que tan a menudo se adjudica a las latinas en Hollywood.

“Yo he evitado el sexo como quien evita un disparo, porque los papeles de hispana siempre eran los de mujer de mala vida, la tentación, la prostituta. Pero eso se ha acabado. Me he ganado la libertad sexual”, aseguró firmemente la intérprete nacida en Texas de raíces dominicanas y puertorriqueñas, y quien se ha forjado una carrera exitosa mediante la franquicia de cintas “Fast & Furious” y la megaproducción “Avatar”, entre otras.

En el terreno sentimental, Rodríguez, que mantuvo una intermitente relación con la modelo Cara Delevingne hasta el año pasado, así como un breve idilio con Zac Efron durante el verano, reconoce haber atravesado una etapa tumultuosa a raíz de la muerte de su compañero de reparto en la saga “Fast & Furious”, Paul Walker, en noviembre de 2013, que la dejó sumida en una “locura” temporal.

“En realidad me volví un poco loca… Hubo un montón de cosas que hice durante ese año que jamás habría hecho de estar en mis cabales. Me parecía que nada de lo que pudiese hacer me haría sentirme viva, así que seguía esforzándome más y más”, confesaba recientemente en una entrevista a la revista Entertainment Weekly.

Fuente: El Universal

Leave a Reply