Astrolabio

Leticia Vaca

La nueva dirigencia del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en San Luis Potosí anunció que, tras la salida de Ernesto Barajas Abrego e Ignacio Segura Morquecho, ex líderes municipal y estatal de este instituto político, se iniciará una auditoría exhaustiva de las prerrogativas e informes financieros de los últimos dos años.

En rueda de prensa, Sergio Leyva, quien fue nombrado integrante de la Dirección Estatal Extraordinaria, indicó que el PRD de manera local en San Luis Potosí recibe alrededor de 17 millones de pesos de prerrogativas al año, “es decir, se va a hacer una revisión por lo menos de 34 millones de pesos; el día de mañana va a asistir el secretario de Finanzas del Comité Ejecutivo Nacional, Manuel Sifuentes, con un equipo de auditoría, así como notarios públicos para hacer una revisión patrimonial del Partido”.

Además, dio a conocer que se solicitó el apoyo de auditores expertos en corrupción y lavado de dinero para que puedan hacer una revisión exhaustiva de las cuentas y ubicar probable lavado de dinero, desvío de recursos y daño patrimonial al partido.

Cabe mencionar que en la rueda de prensa no estuvo presente la diputada María Isabel González Tovar, quien también había sido nombrada parte de la Dirección Estatal, ante lo que Sergio Leyva aclaró que la diputada fue votada pero no reúne los requisitos que marcan los estatutos del partido, porque “no se podrán desempeñar de manera simultánea dos cargos de dirección, representación y de elección popular dentro del partido en ningún ámbito; las personas afiliadas al partido que ejerzan un cargo público no podrán ser representantes del partido”.

A+