Angélica Campillo

El secretario general de Gobierno del Estado, Alejandro Leal Tovías, reconoció que el operativo de seguridad implementado para el partido del domingo 20 de octubre, entre el Atlético de San Luis y el Querétaro, fue rebasado, sin embargo destacó que no hubo pérdidas humanas que lamentar. 

Respecto a la violencia registrada en el estadio Alfonso Lastras, el funcionario estatal afirmó que había, en total, 900 oficiales distribuidos en el recinto, aunque señaló que las corporaciones que se coordinan permanentemente para estar dando atención en los partidos de futbol van preparadas para atender un acto masivo, mas no son contratadas para buscar cómo separar un “pleito de porras… Son eventos que pasan, que son violencias generadas por las porras”.

Apuntó que se llevó a cabo un operativo disuasivo y se protegió a los aficionados, y por ello, cuando hubo una primer persona lesionada, se quitó a todos los aficionados que estaban debajo de la barra del Querétaro para evitar más problemas: “sí creo que se hizo un operativo de acuerdo a lo que fue pasando, llegó un momento en que fue rebasado, sí fue rebasado, efectivamente. Se logró controlar tiempo después, y lo más importante es que no hubo pérdidas qué lamentar, no hubo armas”.

Leal Tovías refirió que esta situación se debe ver como una experiencia, para tomar mayores medidas y más controles de vigilancia, ya que para este partido se dio a conocer que hubo un exceso de venta de boletos para la porra del Querétaro, y “es un tema que no debió haberse llevado a cabo”, por lo que todo ello se está valorando, con el fin de implementar nuevas estrategias de seguridad.

Reveló que hay una propuesta por parte del presidente del Atlético de San Luis, Alberto Marrero Díaz, de que las barras no acompañen a los equipos cuando van de visitantes, sino que operen sólo en sus estadios, además de tener “mucho cuidado” de las personas que las integran.

Dijo que la información con la que cuenta es que los lesionados están siendo atendidos y se encuentran fuera de peligro. Asimismo, mencionó que el equipo se está haciendo responsable de los daños ocasionados, así como de las atenciones médicas.

En relación a la sanción para el Atlético de San Luis, el secretario de Gobierno expuso que probablemente este martes se pudiera tener información al respecto.