El Congreso del Estado aprobó la Minuta con proyecto de Decreto que propone reformar la fracción III del apartado A del artículo 123, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, para elevar de 14 a 15 años la edad para trabajar a menores; enviada por la Cámara de Senadores del Congreso de la Unión.

En la exposición de motivos, se indica que según recabados por el Fondo Internacional de Emergencia de las Naciones Unidas para la Infancia, por sus siglas en ingles UNICEF, en México, 3.6 millones de niños, niñas y adolescentes entre los 5 y 17 años de edad están trabajando de acuerdo al Módulo sobre Trabajo Infantil de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE 2007). Lo anterior equivale al 12.5 % de la población infantil de este mismo rango de edad. De ellos, 1.1 millones son menores de 14 años; es decir, no han cumplido con la edad mínima para trabajar marcada por la Ley Federal del Trabajo.

Ante la ausencia de estadísticas confiables, en 2007 la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, conjuntamente con el INEGI, y con el apoyo técnico de UNICEF y de la OIT, incorporó un módulo de medición del trabajo infantil en la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo del cuarto trimestre de ese año, a fin de obtener información actualizada sobre la incidencia del trabajo infantil en México.

Según los estudios obtenidos por tales organizaciones, el trabajo infantil no está extendido en igual medida entre los niños y las niñas: los niños trabajadores superan casi el doble en número a las niñas que trabajan: el 67 % de los niños entre 5 y 17 años trabaja (2,441,070), en comparación con el 33 % niñas (1,205,997).

Aproximadamente 7 de cada 10 trabajadores entre 5 y 17 años viven en las zonas rurales de México, y 3 de cada 10 en las ciudades, lo que equivale a 1,114,991 millones de niños y niñas residiendo en las capitales de los Estados y/o en las localidades con 100,000 habitantes y más, y a 2,532,076 millones de trabajadores infantiles en las áreas de menor tamaño poblacional. Así como los niños y las niñas que trabajan se concentran en mayor medida en el campo que en la ciudad, la incidencia del trabajo infantil rural es más elevada que la urbana: el 15.6 % y el 8.6 % de la población entre 5 y 17 años, respectivamente.

Al respecto, los legisladores Jorge Vera Noyola, Manuel Aguilar Acuña, Juan José Jover Navarro, Marianela Villanueva Ponce y Francisco Martínez Ibarra se pronunciaron a favor de este dictamen, ya que señalaron, se deben buscar alternativas para proteger a la niñez mexicana.