Astrolabio

  • Dejarán sin efecto el acuerdo que las excluía y favorecía al proyecto Las Cañadas
  • Acuerda la dependencia con Guardianes de la Sierra reforzar la declaratoria

Por Victoriano Martínez

La Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) anulará el acuerdo de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP) que excluía mil 805 hectáreas de la propuesta de protección a la Sierra de San Miguelito en las que se construiría el proyecto inmobiliario Las Cañadas.

Tras la denuncia hecha este jueves por los Guardianes de la Sierra de San Miguelito (GSSM) sobre un decreto a modo de favorecer a los empresarios inmobiliarios, por la noche María Luisa Albores González, titular de SEMARNAT, sostuvo una reunión con los activistas, con quienes se tomaron cuatro acuerdos para garantizar la mejor protección para la Sierra.

Carlos Covarrubias Rendón, activista de GSSM, quien participó en la reunión que se realizó de manera virtual, informó que tras negarse a desistirse del amparo contra el acuerdo de la CONANP les pidieron una propuesta de alternativa, que generó el diálogo del que se desprendieron los acuerdos.

El primero tiene que ver con la anulación del oficio del 4 de junio, firmado por César Sánchez Ibarra, director de Conservación para el Desarrollo de la CONANP, con lo que se dejaría sin efecto la exclusión de mil 805 hectáreas de la ANP.

Como segundo acuerdo, la SEMARNAT se comprometió a proteger las superficies que no fueron incluidas en la propuesta de ANP (475 hectáreas declaradas urbanizables en los programas municipales de desarrollo) mediante determinaciones ambientales, y buscar una declaratoria complementaría.

Durante la reunión se informó a los Guardianes de la Sierra de San Miguelito sobre la controversia constitucional contra el Plan de Desarrollo Urbano de Villa de Reyes 2021 porque invade zonas del Parque Nacional Gogorrón y de la Sierra de San Miguelito en ese municipio.

Covarrubias Rendón informó que también se estableció el compromiso de corregir cuestiones e inexactitudes en diversas comunidades y ejidos para que la ANP queda lista para publicarse sin que puedan existir otro tipo de controversias.

En entrevista con Julio Hernández López, en Astillero Informa, Albores González mencionó la reunión sostenida con los Guardianes de la Sierra de San Miguelito y aseguró que en los próximos días notificarán a la Comunidad de San Juan de Guadalupe sobre la determinación de dejar sin efecto el oficio de CONANP del 4 de junio.

“Esas mil 805 hectáreas que van a quedar dentro del área Natural Protegida, ese es el trabajo que estamos haciendo, pero tiene que haber un diálogo y en ese diálogo está el qué hacer, hoy viernes esperamos que ya se vayan solventando los acuerdos que trabajamos ayer con los Guardianes de la Sierra”, dijo.

Señaló que entre las primeras acciones dejarán sin efecto la exclusión de las mil 805 hectáreas, por ser una medida que el funcionario que lo emitió no lo acordó con sus superiores, el comisionado de la CONANP y ella misma como titular de SEMARNAT. Estimó que para el lunes las autoridades comunales de San Juan de Guadalupe serán notificados de la anulación de ese documento.

Reconoció que la exclusión de las mil 805 hectáreas fue un error cometido por Sánchez Ibarra y comentó que se revisarán los procedimientos para tomar medidas correctivas.

Mencionó que se tienen una gran presión por parte de los desarrolladores inmobiliarios, tanto hacia las autoridades como hacia los propios poseedores de las tierras que pretenden urbanizar, no sólo en el proyecto Las Cañadas.

“Sabemos que se están moviendo mucho en hacer presión con los comisariados ejidales, y es una presión para hacer cambios de uso de suelo”, dijo y advirtió: “Que vayan sabiendo de una vez que, aunque después vendan tierra y demás, no se va a permitir el que haya construcciones en estos lugares, sobre todo los fraccionamientos que están metiendo mucha presión”.

Señaló que en la búsqueda de mayor protección a la Sierra de San Miguelito, la SEMARNAT inició una controversia constitucional en contra del Programa Municipal de Desarrollo Urbano de Villa de Reyes por incluir áreas de protección ecológica de Gogorrón y de la propia Sierra de San Miguelito con fines de urbanización.

A+