Angélica Campillo

El titular de la Contraloría General del Estado, Gabriel Rosillo Iglesias, aseguró que la renuncia de Jorge Vera Noyola como fiscal anticorrupción no compromete el combate a la corrupción, ya que existen otras instancias responsables de llevar a cabo este trabajo.

Explicó que en este caso la ley prevé un mecanismo de sustitución inmediata, en el cual se nombra a un vicefiscal responsable de la Fiscalía Anticorrupción, con lo que se buscará no entorpecer los trabajos, no obstante, debido a que no tendrá derecho al voto en las reuniones, se deberá elegir a la brevedad a un titular para la dependencia.

El contralor general apuntó que la ley estipula un plazo determinado para que el Gobierno del Estado proponga una terna para ocupar el cargo dicho cargo, y posteriormente serán los legisladores locales quienes votarán para elegir al próximo titular de la fiscalía especializada en delitos relacionados con hechos de corrupción.

En este contexto, Rosillo Iglesias refirió que hay otras instancias, como la Auditoría Superior del Estado (ASE), la Contraloría General del Estado, el Consejo Coordinador o el Comité de Participación Ciudadana, que también tienen la responsabilidad de vigilar el combate a la corrupción en la entidad potosina, por lo que, sostuvo, la salida de Vera Noyola no afectará estos trabajos, sin embargo reiteró que lo deseable es que se elija lo antes posible a un nuevo titular.

Cabe destacar que el 26 de enero del 2018, en sesión extraordinaria, Jorge Alejandro Vera Noyola fue electo como Fiscal Anticorrupción por el Poder Legislativo, y dos años después, el 31 de enero de este año, presentó “de manera definitiva e irrevocable” su renuncia en la Oficialía de Partes del Congreso del Estado, alegando “razones estrictamente personales”, asimismo agradeció a los diputados la atención y confianza que le brindaron durante el tiempo que estuvo al frente de la dependencia.