Por: Samuel Estrada

Luego de que el Interapas anunciara que ante la poca atención que ha prestado la Comisión Estatal del Agua a la solicitud del suministro  proveniente de la Presa de “El Realito”, por la mala calidad con la llega a los hogares del sur y oriente de la capital potosina, suspendería el pago a la empresa operadora del sistema, el gobernador del estado Fernando Toranzo Fernández refirió que esta no es la solución.

Explicó que el es el primero en insistir en que a las empresas como Aquos se les exija el cumplimiento de los estándares de calidad y sanidad, pero si en los estudios de Coepris se afirma que el agua está bajo la norma establecida, pues entonces no tienen por qué cerrarse las válvulas.

Refirió que este es un conflicto que solo se puede arreglar a través del dialogo entre los involucrados y teniendo las pruebas fundamentadas de si se cumple o no con la normatividad, por lo que decir que simplemente de forma unilateral se suspenden los pagos no es lo más correcto ya que en lugar de ayudar a solucionar el tema, lo vuelve más complicado.

Leave a Reply