Jaime Nava

Para la Universidad Autónoma de San Luis Potosí (UASLP) las mil 94 páginas de generalidades que conforman el último informe anual del rector, Manuel Fermín Villar Rubio, son la única fuente de información que deben consultar quienes, por ejemplo, deseen conocer el número de viajes nacionales e internacionales realizados por funcionarios universitarios y lo gastado en cada uno de ellos.

Por medio de la solicitud con número de folio 00003520 una persona pidió a la UASLP la relación de viajes nacionales e internacionales registrados durante el 2019 indicando la fecha, el destino, el motivo, costo de pasajes y nombre de los funcionarios que acudieron. La universidad respondió que no está obligada a procesar ni a adecuar la información al interés del solicitante y que no cuentan con un listado “en la forma y términos solicitados”, lo cual es falso.

De acuerdo con la fracción XIV del artículo 84 de la ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública del Estado, la UASLP está obligada a mantener actualizada y publicar cada mes “la información sobre gastos erogados y asignados a los Servicios de Traslado y Viáticos, así como los gastos de representación”, por lo que los datos que le fueron solicitados deberían encontrarse disponibles en la Plataforma Estatal de Transparencia.

Dentro de la Plataforma existen archivos correspondientes a Servicios de Traslado, Viáticos y gastos de representación; sin embargo, es posible advertir el ocultamiento de información si se confrontan los documentos con los boletines de prensa emitidos por la propia universidad.

Un caso evidente es que a la última edición de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara el rector, Manuel Fermín Villar Rubio, viajó con una comitiva integrada por el secretario general, Anuar Abraham Kasis Ariceaga, la directora de Fomento Editorial, Guadalupe Patricia Ramos Fandiño, la presidenta del Voluntariado Gladys Farias, la directora de Imagen Institucional, Yanina Herrera, Gladys Villar Farias, entre otros, pero no hay documentos publicados en los que se indique cuánto gastaron para acudir a ese evento.

Para evadir la entrega de ese tipo de información, la UASLP recurrió al mismo argumento que ha empleado cuando se le piden datos sobre los casos de acoso sexual dentro de sus instalaciones y recomendó al solicitante que consultara el informe anual presentado por el rector en abril del año pasado o que espere al próximo.

“El informe correspondiente al periodo 2019-2020, se realiza y publicará en el mes de abril del presente año”, le dijeron después de asegurarle que, en el informe del periodo 2018-2019 podría consultar “todas las acciones y viajes realizados por las diversas entidades universitarias, así como los datos relacionados a los mismos”.

En ninguna de las mil 94 páginas que componen el informe se pueden localizar datos precisos sobre el número de viajes nacionales e internacionales realizados, las fechas, los destinos, motivos, costos de pasajes y nombre de los viajeros. Para continuar abonando a la opacidad, en su respuesta, la UASLP incluyó al final capturas de pantalla de los estados financieros donde aparece sin desglosar el presupuesto de egresos aprobado para “servicios de traslado y viáticos”.

UASLP sigue sin informar sobre denuncias por acoso