Con motivo del reciente regreso a clases, es importante que los padres de familia pongan especial atención en el aseo personal de sus hijos, a fin de evitar el contagio de piojos, padecimiento que afecta principalmente a menores y jóvenes, sobre todo si prefieren usar el cabello largo, pues es más difícil mantenerlo limpio.

El coordinador de Atención y Prevención a la Salud del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Natividad Salomón Medina Carrillo, informó que la infestación por piojos –pediculosis-, es el resultado de descuidos en el aseo de las personas, lo que permite que estos parásitos se aniden en el cuero cabelludo, y dado que son de fácil contagio, dan lugar a epidemias, inicialmente en el núcleo familiar y la escuela.

Explicó que este padecimiento puede presentarse en el cuero cabelludo –lugar más común-, el cuerpo y el pubis, aunque también puede extenderse a cejas,  pestañas y barba; es causado por diferentes tipos de piojos, los cuales toman el pelo como su hábitat natural y se alimentan de la sangre del cuero cabelludo.

El coordinador médico del IMSS resaltó que cuando una persona padece pediculosis, además de un aspecto físico desagradable, presenta inflamación y enrojecimiento de la piel en la zona afectada, además de escoriaciones provocadas por el constante rascado, ya que la comezón es el síntoma fundamental de esta infección.

Para erradicar este padecimiento, Medina Carrillo recomendó un aseo adecuado del cabello, además de un cepillado enérgico diario con un cepillo escarmenador y, de preferencia, utilizar el cabello corto. Aunque lo mejor es prevenir la aparición de los insectos con hábitos de higiene personal que incluye un buen aseo corporal, limpieza del cabello y no utilizar artículos ajenos de uso personal, como peines, cepillos, gorros, etc.

El Debate

Leave a Reply