13596-822-550

México (11 de abril).- Rob McEwn, Director General de la canadiense McEwen Mining Inc, compañía propietaria donde asaltantes robaron oro valuado en 8.5 millones de dólares, aseguró que nunca habían tenido ningún problema con la delincuencia, e hizo una inusual revelación: que llevan una buena relación con el narcotráfico en la zona para poder operar.

“Si queremos ir a explorar a algún lugar les preguntamos, y ellos nos dan el acceso cuando terminan sus actividades”, añadió en entrevista con el canal canadiense BNN. Sin embargo, no dijo que hubiesen dado dinero o pagado algo a los grupos criminales.

La empresa denunció el asalto esta semana en la mina El Gallo 1, en el estado de Sinaloa, y señaló que se llevaron en un “asalto muy bien planeado” 900 kilos de concentrado de oro que procesados y refinados producirían unas 7.000 onzas del metal. La cantidad asciende a un mes de producción.

El Subprocurador de Sinaloa, Martín Robles Armenta comentó en conferencia de prensa lo “curioso” que se le hace que la puerta de la bóveda donde estaba el material robado quedó abierta desde un día antes, y que no hubo ningún reporte a la policía inmediatamente después del robo, durante la mañana del martes.

Hasta ahora, el hurto apunta a empleados o ex trabajadores que conocían la operación de la mina, que sometieron a dos empleados con llaves de las distintas zonas. Al menos usaron dos vehículos para robarse el material.

Este es el segundo golpe contra una empresa minera en los últimos meses, dentro de un estado que es considerado como bastión del cártel de Sinaloa.

 

Fuente: Animal Político.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here