Un hombre de China realizó un gran fraude a decenas de cuentahabientes del banco estatalChina Construction Bank, informa el diario argentino El Clarín.

Un agricultor junto con su hija de 15 años y dos ex compañeras de la escuela operaban la fraudulenta sucursal bancaria en la que los clientes hacían depósitos y al momento de retirar se les informaba que la red estaba caída o que el depósito estaba en proceso de ser avalado.

Así operó el lugar durante un mes, hasta que una mujer realizó un depósito de 40 mil yuanes (cerca de 6 mil dólares) y se percató de que no los podía retirar de una sucursal autorizada. La mujer habló con las autoridades bancarias y estas a su vez con la policía.

Luego de una investigación los agentes descubrieron que el hombre, identificado como “Zhang”, lideraba la cadena de fraudes.

Si alguien venía a solicitar el retiro de su dinero o realizar otra gestión, ellas decían que la red estaba caída o que la autoridad todavía no terminaba con la aprobación de los depósitos. Nunca permitían que las personas retiraran el dinero”, dijo uno de los investigadores.

“Yo sólo quería abrir un banco, pero no me lo aprobaron las instituciones. La verdad no pensé mucho en cómo hacerlo, sólo lo hice”, dijo el sujeto luego de haber sido detenido.

 

Excélsior

Leave a Reply