Phil Rudd

Ciudad de México, (21 de abril de 2015).- El exbatería del grupo de rock australiano AC/DC, Phil Rudd, se declaró culpable de amenazar de muerte a un empleado y a su hija de 10 años, y de posesión de drogas ante un tribunal de Nueva Zelanda, informó la prensa local.

Según la fiscalía Rudd, de 60 años, hizo las amenazas por teléfono el 26 de septiembre, lo que llevó a la policía a realizar un registro en la casa del músico en Matua, en la isla Norte, en la que encontró 0,71 gramos de metanfetamina y 130 de cannabis.

El veterano músico llamó a un socio pidiéndole que le “quitaran” a un exguardaespaldas reconvertido en asistente personal al que quería despedir.

Al día siguiente llamó al empleado para preguntarle si iba al trabajo y cuando este dijo que sí, Rudd le contestó “voy a por ti y te mataré”.

Las llamadas fueron realizadas poco después de que el primer disco en solitario de Rudd, “Head Job”, publicado en agosto, “no funcionara bien”, lo que, según el portal neozelandés Stuff, enfureció al músico que decidió despedir a varios empleados, incluida la víctima.

El juez del tribunal de Tauranga mantuvo la libertad condicional a Rudd -que inicialmente había negado haber realizado las llamadas telefónicas- hasta que se dicte sentencia el próximo 26 de junio.

 

Leave a Reply