presidenta de la Fundación para la Justicia y el Estado Democrático de Derecho, Ana Lorena Delgadillo Pérez, y Esperanza Lucciotto, en entrevista.

Eduardo Delgado

La presidenta de la Fundación para la Justicia y el Estado Democrático de Derecho, Ana Lorena Delgadillo Pérez, expuso que la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación sobre el caso de Karla del Carmen Pontigo Lucciotto, ordena que se investigue la responsabilidad de Miguel Ángel García Covarrubias, por la mala investigación y negligencia en la indagatoria del caso hace siete años.

Entrevistada al término de la sesión -en la que acompañó a Esperanza Lucciotto López, mamá de Karla Pontigo-, Lorena Delgadillo destacó que la resolución aprobada este miércoles por unanimidad “marca un precedente muy importante” para futuras averiguaciones de feminicidios en el país.

Porque, añadió, “va más allá”, dado que la sentencia ordena investigar “al más alto nivel” las responsabilidades por la negligencia en las investigaciones, a cargo hace siete años del entonces procurador de justicia en San Luis Potosí, Miguel Ángel García Covarrubias.

Incluidos también al o la entonces responsable de la Policía Ministerial del Estado, así como al de la Dirección de Servicios Periciales.

“Esto marca un nuevo camino para las víctimas en el acceso a la justicia. Si se investiga de manera incorrecta se violan los derechos humanos de las víctimas y si no se investiga con perspectiva de género”, añadió.

La Corte, catalogó, “ha marcado un acto histórico de que la investigación se tiene que volver a iniciar” e investigar “las responsabilidades de quienes hayan cometido irregularidades en el proceso”, finalizó.