Astrolabio

Angélica Campillo

El vocero de la organización Ciudadanos Observando, Guadalupe González Covarrubias, consideró lamentable el nombramiento de Federico Garza Herrera como secretario general de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí (UASLP), al señalar que la máxima casa de estudios se verá contaminada por “este tipo de personajes que  le fallaron terriblemente a los potosinos”.

El activista manifestó que el nombramiento de Garza Herrera obedece al pago de favores políticos al ex gobernador Juan Manuel Carreras López, además de que el nuevo secretario general de la UASLP trabaja para los políticos, no para la sociedad.

González Covarrubias calificó como una “terrible irresponsabilidad” que Federico Garza haya “aventado el arpa”, al renunciar a la Fiscalía General del Estado (FGE) tres años antes de concluir el periodo para el cual fue electo.

Sin embargo, aseveró que durante el tiempo que estuvo al frente de la Fiscalía, su trabajo fue terrible, ya que fue incapaz de resolver los principales casos emblemáticos que ocurrieron en San Luis Potosí.

Como ejemplo de ello, el activista mencionó que el ex fiscal jamás presentó ante la justicia al ex sacerdote Eduardo Córdova Bautista; nunca resolvió el asesinato del fotoperiodista Daniel Esqueda Castro, ni varios casos graves de feminicidio, como el de Karla Pontigo.

Añadió que su trabajo en favor de la corrupción fue evidente al haber protegido a los ex diputados locales y dejar varias denuncias congeladas, “les abrió caminos legaloides para poder salir casi impunes”.

Asimismo, indicó que Garza Herrera tuvo congelado en un cajón el caso de Sandra Sánchez Ruíz, la fantasmal proveedora de medicamentos para personal de confianza de la administración capitalina de Ricardo Gallardo Juárez; un año después salió a decir que no era competencia de su institución y mandó la denuncia a la Fiscalía General de la República (FGR) para él lavarse las manos.

“Esto es un cúmulo de malas acciones y se concluye que fue un alfil puesto precisamente para encubrir a los delincuentes de cuello blanco”, finalizó.

A+