Antonio González Vázquez

Juan Ramiro Robledo Ruiz dijo que buscará ser gobernador de San Luis Potosí para implementar un estado de bienestar a la potosina; un gobierno que se sume a la transformación nacional impulsada por el presidente Andrés Manuel López Obrador.

El presidente con licencia del Tribunal de Justicia Administrativa, al hacer eco de algunas voces que han criticado sus aspiraciones porque lo ven “cansado”, aseguró que se siente “fuerte” y “vigoroso”.

En breve entrevista en su despacho de abogado en la calle 5 de Mayo en el Centro Histórico de la capital, indicó que, como externo, busca la candidatura del Partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) porque desde hace más de 35 años se ha preparado para llegar a ser gobernador del estado.

Robledo Ruiz buscó la candidatura para gobernador en el Partido Revolucionario Institucional y no lo logró; luego, renunció al PRI y años después fue candidato a la gubernatura por el PRD, PT y Convergencia, pero perdió.

Para las elecciones del 6 de junio de 2021, el ex diputado local del PRD buscará contender de nuevo, pero para ello tendrá que ganar el proceso interno de Morena.

Sobre ese proceso, Robledo Ruiz señaló que hay efervescencia y seguramente “problemas”, pero eso ocurre en todos los partidos. Confió en que Morena saque adelante la elección interna y, de no resultar electo, regresará a su cargo en el servicio público.

Lo que hay que entender, precisó, “es que ni yo ni nadie puede solo para la ganar la elección; tampoco nadie solo puede gobernar, se requiere de la unidad en el partido y del apoyo de la gente”.

Destacó que en Morena los procesos internos son abiertamente democráticos y que por ello se desprenden diferencias notables. “Ahí está el caso de la elección del dirigente nacional del partido que fue muy complicado, pero eso pasa porque no hay imposiciones de nadie”.

A pregunta de si él es el candidato de López Obrador por el vínculo y amistad que tienen desde hace años, puntualizó que no. “Ni soy el más amigo ni el más cercano al presidente, él es el líder de la Cuarta Transformación, pero no tiene injerencia en el partido”.

En Morena, apuntó, “no hay dedazo presidencial”, Morena no es como el PRI, y aseguró que López Obrador no se metió en la elección de la dirigencia nacional y no se está metiendo en la elección del candidato en San Luis Potosí.

Robledo Ruiz dijo que aspira a gobernar la entidad porque “se lo qué hay que hacer y lo que no hay qué hacer”. Y lo que hay que hacer, añadió, es constituir un estado de bienestar como el que está construyendo el presidente López Obrador, una cuarta transformación a la potosina.

Garantizó, por último, tener la experiencia, lucidez, fuerza y vigor que se requiere para gobernar un estado con tantos problemas, empezando por la inseguridad y la enorme desigualdad social.