3

España, (21 de abril de 2015).- El número de supervivientes de la tragedia continúa siendo el mismo: 28. Los equipos de rescate no consiguieron ayer encontrar ni a una sola persona más con vida, ni sin ella. Tampoco localizaron más cadáveres a pesar de que las tareas de salvamento continuaron ayer en el canal de Sicilia, donde un pesquero con al menos 700 inmigrantes a bordo se hundió la noche del sábado al domingo.

“Nos salvamos agarrados a los cadáveres”. Así es como consiguieron mantenerse a flote al menos dos de esos 28 afortunados que lograron mantenerse con vida. Chapoteando a tientas en medio de los cuerpos de sus compañeros y pegando gritos para que las barcas de rescate los localizaran. Ayer lo explicaban algunos de los socorristas que han estado en alta mar durante más de dos días, sin conseguir casi nada. Ayer dos nuevas barcas con inmigrantes se encontraban en problemas: una a unas 30 millas de la costa libia con unos 100 o 150 ocupantes, y otra con unos trescientos.

Ayer el puerto de Catania, en el este de Sicilia, era un revuelo de periodistas que esperaban la llegada de los 28 supervivientes del naufragio del domingo. Un joven de Bangladesh ya fue trasladado a la isla anteayer en helicóptero porque necesitaba asistencia médica urgente. Sin embargo, de entrada los supervivientes no fueron llevados a Catania, sino al puerto de La Valeta, en Malta, donde también se descargaron los féretros de los únicos 24 cadáveres que se han encontrado.

Aun así la Fiscalía de Catania será la que se encargará de lainvestigación de lo ocurrido. Ayer su titular, Giovanni Salvi, destacó en una rueda de prensa que hay que ser cauteloso con el posible número de víctimas, porque “algunos de los supervivientes dicen que 700 personas iban en el barco, y otros hablan de 950”.

Encerrados en la bodega

Sea como sea, los muertos se cuentan por centenares. “La mayoría de los inmigrantes no se pudieron salvar porque muchos estaban encerrados en la bodega del pesquero”, continuó relatando el fiscal. Y detalló: “Según ha explicado un superviviente, el barco contaba con tres niveles, y en los dos inferiores había centenares de personas encerradas”. Las personas que se han salvado son de Argelia, Eritrea, Egipto, Somalia, Senegal, Bangladesh y Zambia. La fiscalía también intentará investigar si, entre los supervivientes, hay alguno de los traficantes.

En cuanto a la posibilidad de recuperar más cuerpos, parece inviable porque sería necesario un submarino o un robot, ya que el mar tiene una profundidad de unos 400 metros en el lugar donde se hundió el pesquero. Costaría tanto dinero, que ningún país estaría dispuesto a pagar. Ni tan siquiera Italia o Malta, que son los únicos que se han implicado en el rescate de los inmigrantes.

El primer ministro italiano, Matteo Renzi, volvió a comparecer ayer ante los medios de comunicación en Roma, pero esta vez acompañado de su homólogo maltés, Joseph Muscat. Y por segundo día consecutivo, volvió a lamentarse que la Unión Europea se lave las manos ante la “crisis humanitaria” que se está viviendo en el Mediterráneo. “No puede ser sólo un esfuerzo de Italia y Malta. Por favor, tomen en serio nuestras palabras: estamos ante un nuevo esclavismo”, clamó el primer ministro italiano. “Pedimos a la comunidad internacional que considere una prioridad atrapar a lostraficantes y llevarlos ante la justicia”.

Fuente: El Mundo

Leave a Reply