VIGILANCIA

Por: Eduardo Delgado

La diputada local por el Partido Revolucionario Institucional, Martha Orta Rodríguez, acusada del plagio de una iniciativa que presentó en el Congreso del Estado, rehusó responder de manera tajante si la copió o no porque “no voy a escupir para arriba”, pero se quejó de “ataques” a su persona, por su apariencia física.

Anticipó que este jueves (mañana), durante la sesión ordinaria, fijará su postura luego de que “he sido objeto de muchos señalamientos”, porque propuso crear la ley para prevenir, atender y erradicar la trata de personas en San Luis Potosí, realizada por investigadoras de la facultad de Derecho de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí.

Cuestionada acerca de si han sido señalamientos infundados, respondió de manera escueta: “Entiendo la pregunta, pero mañana haré un posicionamiento muy puntual”.

A insistencia de si han sido señalamientos injustos, la representante popular arguyó: “No diré nada, toda vez que he invitado al dialogo a las personas; yo misma contacté a una de ellas”.

Además, agregó, “las mujeres tenemos que estar alineadas a un tema y manifesté que no iba a descalificar lo que dijeran… lo que sí debo decir es que, al final del día, privilegiaré el interés colectivo y el tema de la trata lo es para mí”.

  • ¿Señalamientos políticos?
  • Tampoco entraré en el tema porque ya estamos en una situación donde más allá de si es personal o política…, he sido objeto de una descalificación que ustedes la observan, de ataques incluso hacia mi persona.
  • ¿Desde chiquita es buena para copiar?
  • Jamás-, respondió después de un par de segundos.
  • ¿Nunca había copiado?
  • Jamás.
  • ¿Es la primera vez que copea?
  • Me parece que si te estado dando el tema… este…
  • Es pregunta, no es… (afirmación)
  • No contestaré porque no es un tema…, tengo todo un antecedente pero tampoco voy a escupir para arriba.

En otro asunto, se le inquirió acerca de si permanecerá en la Comisión de Vigilancia a pesar de que la Ley Orgánica del Poder Legislativo prohíbe que un ex funcionario estatal, como ella, que fue titular del Centro Estatal de Atención a Víctimas del Delito,  forme parte de ella. Su respuesta inicial fue tajante y contundente. “Sí”.

  • ¿No cree que es políticamente incorrecto?
  • Hemos estado analizando y entiendo el tema de ahora estar señalando, pero en su momento tomaré la determinación. Sin embargo me debo a una fracción y como tal estaré trabajando de manera conjunta.
  • ¿Cómo fue su designación como presidenta de la comisión?
  • No participe en las negociaciones.
  • ¿A usted solo la designaron?
  • Yo acepto de manera institucional los acuerdos que toma mi fracción.
  • ¿Entonces a usted llegaron y le dijeron tú vas a ser la presidenta?
  • Creo que ya contesté… fue una situación que se determinó y así se dieron las cosas.
  • ¿Entonces es víctima de ataques?
  • Creo que…
  • ¿Usted lo acaba de decir?
  • No, yo dije…; creo que valdría mucho la pena que seamos…yo dije que había descalificaciones, puedes ver…
  • Sí dijo ataques… regresamos (la grabación) si gusta…
  • Bueno…, no hable de ataques como víctima; porque me digan gorda lo estoy, que me digan cara de papa lo estoy. Eso es a lo que me refería.
  • ¿A que le han hecho bullying?
  • No, no es bullying, porque este es…
  • ¿Bullying político?
  • Tampoco hay bullying. Soy una mujer sujeta al escrutinio público y como mujer hay señalamientos que duelen. Es lo único que puedo decir.
  • ¿Entonces si le han hecho señalamientos que duelen?
  • Creo que…este…
  • ¿Sobra decirlo?
  • No, no sobra decirlo, soy mujer. Nada más.