El Catalejo es el resultado de las mentes desorientadas de los reporterillos de Astrolabio Diario Digital

El Juez Cuarto de Distrito sentenció al Congreso del Estado a emitir una Ley de Comunicación Social a más tardar el 30 de junio dentro del juicio de amparo 92/2020- IV, que representa la oportunidad para que se establezcan reglas claras en una relación prensa-gobierno viciada que se caracteriza por la confabulación entre servidores públicos y empresas periodísticas para engañar a la población con cargo al erario: los funcionarios compran promoción de su imagen que los medios disfrazan de información periodística, en un pervertido uso de los impuestos que atenta contra el derecho a la información. Una sentencia ante la que los reporterillos de Astrolabio se imaginaron una protesta que difícilmente se verá, pero que una realidad es que desearían hacerla con alma cuerpo y corazón esos servidores públicos y empresas periodísticas beneficiarios de su perversa relación para presionar al Congreso del Estado para que la Ley finalmente quede a modo de su tradicional traición a la sociedad y evasión al derecho a la información. Algo así como repetir el esquema de la Ley General, que sólo formalizó en la norma los vicios de la relación al grado de que se le bautizó como Ley Chayote. Un ejercicio de imaginación de los reporterillos de Astrolabio que no es más que el cómo se vería si los funcionarios y los medios tuvieran que presionar públicamente a los diputados, cuando es un hecho que en lo oscurito no presionan… ordenan.

Congreso del Estado es obligado a promulgar Ley de Comunicación Social

¿Ley de Comunicación Social o “Ley Chayote” para San Luis Potosí?

Ley de Comunicación Social, la oportunidad