Astrolabio

Por Victoriano Martínez

En el segundo día de entrevistas de los aspirantes a la titularidad de la Auditoría Superior del Estado (ASE), prácticamente quedaron eliminados los halagos a los candidatos y entre las preguntas aparecieron los temas de corrupción y necesidad de recuperar la confiabilidad del organismo fiscalizador.

En esta ocasión, la sesión inició con 10 minutos de retraso al completarse el quorum de la Comisión de Vigilancia. Cuando la primera entrevistada, Rocío Cervantes Salgado, encargada del despacho de la ASE, estaba por comenzar, se incorporó a la sesión la diputada Graciela Gaytán.

Cervantes Salgado leyó su exposición de motivos para después hacer una presentación de su plan de trabajo en el que destacó la importancia de recuperar la credibilidad de la institución, lo que fue tema recurrente de los entrevistados este día.

La encargada de la ASE consideró, al responder a la diputada Guillermina Morquecho, que los problemas de corrupción en la dependencia se presentaron por una falta de control de riesgos, por lo que debe blindarse a la institución con apego al código de ética, con un comité de integridad y mayor supervisión.

El diputado Héctor Mendizábal Pérez expresó que la cuestión incluye cómo blindar a la ASE de la intervención de los diputados, lo que parecía una pregunta, pero sin dar oportunidad a la entrevistada de reaccionar, de inmediato le dio la palabra a la diputada Graciela Gaytán, quien pidió a Cervantes Salgado mencionar tres acciones que haya aplicado para recuperar la imagen de la ASE.

Cervantes Salgado mencionó el despido de personal comisionado y aseguró que realizó diversas acciones para mejorar el clima organizacional del organismo porque tendrán que trabajar en una doble revisión con las cuentas 2016 y 2017, además de medidas administrativas para mejorar los controles internos de la Auditoría.

Mendizábal Pérez cuestionó que en el presupuesto 2017 de la ASE se destinen 184 millones de pesos al Capítulo 1000, de servicios personales, que contempla compensaciones que prácticamente duplican los sueldos del personal de la Auditoría, lo que no se ajusta a las disposiciones legales en materia presupuestal.

Cervantes Salgado señaló que la ASE requiere una revisión a fondo de los perfiles de sus empleados para optimizar los recursos con la puesta en funcionamiento del servicio civil de carrera.

Mendizábal preguntó además sobre el requisito de no haber ejercido recursos públicos el año inmediato anterior, a lo que la entrevistada señaló que no resulta impedimento porque la Auditoría no se audita a sí misma, sino por la Comisión de Vigilancia, además de que no le aplica y lo demuestra el hecho de que la propia ley prevé la reelección del auditor.

A pregunta del diputado Gerardo Limón Montelongo, Cervantes Salgado señaló que con relación a la nómina secreta se tomaron las medidas conducentes a través de la Contraloría interna, además de turnar el caso a la Procuraduría General de Justicia del Estado.

El segundo aspirante entrevistado este martes fue Alejandro Padrón Moncada, quien , tras exponer su plan de trabajo, se definió al referirse a sí mismo como auditor señaló que “soy más correctiva y preventivo que sancionador”.

Graciela Gaytán le pidió que comentara una acción clave para evitar corrupción. Padrón Moncada se pronunció por fortalecer al personal de la ASE mediante el establecimiento del servicio civil de carrera y una depuración de la nómina. “El mal sigue ahí si no han salido quienes manipularon las cuentas”, expresó.

Padrón Moncada se pronunció por eliminar la impunidad como vía para terminar con la corrupción y como medidas consideró necesario un diagnóstico inicial, una evaluación de todo el personal y fortalecer las auditorías con un seguimiento puntual de las observaciones.

Para José Mejía Lira, el tercer entrevistado del día, lograr la recuperación de recursos que se pierden por actos de corrupción es una de sus principales motivaciones, y para alcanzarlo se pronunció por lograr que el personal de la ASE se convierta en su riqueza y no en un pasivo.

En respuesta a la diputada Morquecho y al diputado Jesús Cardona –quienes se disputaban el pedir señalar tres acciones a los entrevistados–, comentó que sus acciones prioritarias serían “meterme hasta la cocina para detectar las fallas”, combatir el rezago para evitar que las acciones de sanción prescriban y convencer a quienes integran la ASE de que se tiene que trabajar de otra manera.

Graciela Gaytán se pronunció por revisiones a las cuentas sin tintes partidistas y expresó su deseo de una renovación total de la ASE. Mejía Lira expresó que no todo personal que va recomendado es malo ni todo el que entra por méritos es infalible, por lo que propuso una evaluación del desempeño de la Auditoría de 360 grados, en la que los propios auditados valoren el trabajo realizado.

La diputada Lucila Nava, quien el lunes sólo estuvo presente en la entrevista a Jesús Motilla Martínez, en esta ocasión sólo entró a la entrevista a Mejía Lira. LE preguntó su opinión sobre el órgano de control entre la Comisión de Vigilancia y la ASE. “El reto es manejar los dos elementos de control: cumplir la ley y dar resultados”, dijo Mejía Lira.

Mendizábal mencionó que en 2014 Mejía Lira formó parte de la ASE con José de Jesús Martínez Loredo y le preguntó por qué renunció. “Resulta obvio porqué me salí”, expresó Mejía Lira y agregó: “Vi que no se cumplía con los procesos y pensé más vale retirarme. El tiempo me dio la razón”.

Al exponer sus motivos, Ana María Abascal Sainz mencionó que en 2014 participó en el proceso de selección de Auditor y “tuve una mala experiencia”, pero hoy acude nuevamente a la convocatoria porque ve que la ciudadanía está más involucrada y agradeció la presencia de integrantes del Frente Ciudadano Anticorrupción en la sesión. “Espero un proceso más limpio y transparente”, dijo.

Enfocó su plan de trabajo de manera preponderante a transparentar las acciones de la ASE, respetar los procedimientos de auditoría y hacer públicos los resultados. “Creo que la impunidad existe porque no se siguen los procedimientos, la impunidad es mayor flagelo que la corrupción”, indicó.

Tras considerar el plan de Abascal Saínz como “muy completo y ambicioso”, la diputada Graciela Gaytán le preguntó “cómo lograrlo cuando dentro hay muchos vicios”. La entrevistada señaló que desde el proceso de entrega-recepción se deberán fincar responsabilidades si las hay, además de evaluar al personal porque no se puede sancionar sin fundamentos.

El quinto entrevistado, Francisco Javier Ruiz Enciso hizo hincapié en la necesidad de orientar las acciones de la ASE sobre los valores de honestidad y justicia. Señaló que como auditor cuenta con el carácter para infundir a los trabajadores de la ASE una misión de trabajo justo y honesto.

Tras un breve receso, Tomás Flores Aradillas estimó que no todo es malo en la ASE y se pronunció por trabajar para recuperar la legitimidad del organismo fiscalizador, al igual que por que el trabajo de los auditores pueda ser evaluado incluso por los entes auditados. Consideró posible blindar a la ASE de posibles actos de corrupción con voluntad y a través de acuerdos en el marco del Sistema Estatal Anticorrupción.

En su turno, Luis Fernando Zavala Moreno expuso que lo motivaron dos razones para buscar la titularidad de la ASE: trabajar para convertirla en un organismo confiable, y su intención de cumplir con un deber ciudadano, ya que no cuenta ni con filiación partidista ni con antecedentes en la administración pública.

Consideró que para mejorar a la ASE se debe tener en cuenta que el trabajo de calidad fluye de arriba hacia abajo y es con dirigentes enfocados a las mejores prácticas como se puede lograr que toda la institución mejore sus servicios a la sociedad.

El último entrevistado del día, Régulo Refugio Rosas Vázquez, también se pronunció por el fortalecimiento de las capacidades institucionales de la ASE, mejorar las prácticas de auditoría gubernamental y la transparencia y el combate a la corrupción.

De los 16 participantes hasta este martes, Rosas Vázquez ha sido el único que, al cierre de la entrevista y luego de que se dio por concluida, pidió a los diputados ser responsables al tomar la decisión, aunque no lo favorecieran a él, por tratarse de un cargo de la mayor trascendencia para el futuro del estado.

A+