Carlos Rubio

A tres meses de las elecciones, ya se han destapado los diputados locales que buscan seguir ocupando una curul en el Congreso del Estado; pese a que su desempeño no ha sido el óptimo y se han visto envueltos en polémicas, están en miras de buscar la reelección para vivir del erario público durante tres años más.

Alejandra Valdés Martínez es la diputada con licencia del V distrito con cabecera en Soledad de Graciano Sánchez. Era la presidenta de la Comisión de Comunicaciones y Transportes, a quien se le ha reprochado por no detener el aumento al transporte público que se realiza año con año, pese a que el servicio es deficiente. También su Comisión se encuentra analizando la posibilidad de que se amplíe la renovación de las unidades de transporte que estaba prevista para 10 años, hasta los 15 años. 

En julio de 2019, uno de sus asesores la denunció por pedir “moche” de su sueldo y la acusó de intimidación luego de haber hecho público el asunto. Según explicó el agraviado, Valdez Martínez le pedía constantes prestamos hasta que le fijó una cuota mensual, por lo que decidió renunciar a su trabajo como asesor en el Congreso del Estado. La plataforma Congreso Calificado la coloca en el lugar 26, a tan solo un espacio de ser la peor diputada de la legislatura. 

Óscar Vera Fabregat, quien llegó a su curul por la vía plurinominal, ya está en vías de reelegirse para lograr un inédito quinto periodo en el Congreso del Estado, con lo que sumaría un total de 15 años como legislador. Es presidente del Partido Conciencia Popular, en donde encabeza la lista de diputados de representación proporcional. En su último periodo, Vera Fabregat ha sido señalado y denunciado por violencia y violencia de género. Polémicas iniciativas han acompañado su entorno político, el cual, aparentemente no tiene fin.

Otro diputado que va de la mano con Óscar Vera es Eugenio Govea Arcos, quien también ocupó una curul plurinominal para el periodo 2018 – 2021, la cual planea renovar para poder acumular 15 años en el Congreso del Estado. Es el eterno dirigente estatal de Movimiento Ciudadano, partido que lo tiene ocupando el primer puesto de la lista de representación proporcional. 

Por la vía relativa busca llegar nuevamente Mauricio Ramírez Konishi, quien ocupa la curul del distrito III de Rioverde. En 2019 fue señalado por estar involucrado en la contratación de aviadores en el Congreso del Estado. Recientemente ha sido criticado por avalar –junto con su bancada– la solicitud de reestructuración de la deuda realizada por el Gobierno del Estado. 

Patricia Silva Celis, diputada del IV distrito con cabecera en Salinas de Hidalgo, está en miras de permanecer tres años más en la curul. Perteneciente a la bancada del Partido Revolucionario Institucional, Silva Celis también se encuentra avalando la reestructuración de la deuda, la cual se extendería de 15 a 18 años. La hoy diputada local con licencia ha dicho abiertamente que tres años no son suficientes para atender a la ciudadanía. 

Del Partido Acción Nacional, Rubén Guajardo Barrera y Ricardo Villareal Loo buscarán la reelección. Anteriormente Guajardo Barrera había manifestado su intención de competir por la alcaldía, pero ya que la coalición Sí por San Luis definió a Enrique Galindo Ceballos como su candidato, cambiaron sus aspiraciones y prefirió mantenerse tres años más en el Congreso del Estado.