Antonio González Vázquez

El día 20 de septiembre de 2016, el gobernador Carreras envió al Congreso del Estado  un paquete de iniciativas para la creación del Sistema Estatal Anticorrupción. Parte de ese paquete ha sido aprobado, sin embargo, en los hechos, ese Sistema no funciona; es puro papel lo que equivale a pura simulación.

Dicho paquete legislativo para la implementación del Sistema Estatal Anticorrupción, incluyó una reforma constitucional para crear la Fiscalía General del Estado.

Además contemplaba las siguientes iniciativas: Ley del Sistema Estatal Anticorrupción del Estado de San Luis Potosí; Ley de Responsabilidades Administrativas del Estado y Municipios de San Luis Potosí; Ley de Juicio Político y Declaración de Procedencia para el Estado de San Luis Potosí y la Ley de Fiscalización y Rendición de Cuentas del Estado de San Luis Potosí. 

Asimismo, el Código Procesal Administrativo del Estado de San Luis Potosí y la Ley Orgánica del Tribunal Estatal de Justicia Administrativa de San Luis Potosí, así como reformas a la Ley Orgánica de la Administración Pública del Estado de San Luis Potosí y al Código Penal del Estado de San Luis Potosí, respectivamente.

Ya pasaron diecisiete meses y en concreto no existe nada; hay nuevas leyes y hasta nuevos funcionarios públicos que en el colmo del absurdo, no están en funciones porque no hay leyes que regulen sus actos.

Ayer, el Congreso del Estado con toda la calma e indiferencia posibles, dio a conocer que antes de que concluya el mes de abril estarán listas las dos leyes que detienen en buena medida al presunto Sistema Estatal Anticorrupción. Es hora que no se han concluido los proyectos de iniciativa de Ley Orgánica de la Fiscalía General y la propia de la Fiscalía Especializada en Delitos Relacionados con Hechos de Corrupción.

En ambos casos, esas instituciones tienen a la cabeza  Fiscales Carnales que eran empleados del gobernador del estado.

“Tenemos el tiempo suficiente para aprobar este ordenamiento, la fecha límite es a finales del mes de marzo, hasta el momento lo único que conocemos son algunos borradores a los que hemos hecho observaciones en un marco de respeto y colaboración, para que la iniciativa ingrese y avance rápidamente en comisiones”, dijo sin asomo de pena el diputado Oscar Vera, padre del Fiscal Carnal de nombre Jorge Alejandro Vera.

A decir del diputado, una vez que reciba la iniciativa no tardará más de una semana en revisarla y turnarla a las demás comisiones que pueden conocer de este asunto, para que en el mes de abril pueda promulgarse.

Mientras ambas leyes orgánicas se mantienen en proyecto, está claro que las Fiscalías General y Anticorrupción no pueden desempeñar sus funciones a plenitud porque les falta la Ley Orgánica, lo que puede generar incluso amparos en su contra.