Leticia Vaca

El diputado Edgardo Hernández Contreras sugirió que la la titular de la Secretaría de Salud de Gobierno del Estado, Mónica Liliana Rangel, se separe del cargo en tanto la Auditoría Superior del Estado (ASE) realiza una revisión especial para deslindar responsabilidades sobre  irregularidades en compras y adjudicaciones a empresas señaladas por presunto fraude.

“Sería lo más sano que la doctora Mónica Liliana Rangel se separe de su cargo, pues en su calidad de secretaria de Salud, ante una investigación o la aplicación de una auditoría, se prestaría para un conflicto de intereses o tráfico de influencias”, advirtió Hernández Contreras. 

En ese contexto, recordó que hizo una solicitud a fin de que se pida a la ASE la realización de una auditoría especial a la Secretaría de Salud “con el fin de clarificar y transparentar la ejecución de recursos públicos”, dijo. 

Cabe mencionar que el pasado 27 de mayo se dio a conocer que la Secretaría de Salud podría estar coludida en el fraude imputado al presidente de Grupo Infinite, Gabriel Alan Salazar Soto, al haber contratado los servicios de éste y de su hermano, Jonathan Alfonso Salazar Soto. 

Asimismo, la Organización Ciudadanos Observando también se pronunció para que Rangel Martínez se separe su encargo mientras se lleve a cabo la investigación de las compras hechas a las empresas de Salazar Soto.