Astrolabio

giphy-3

 

Ciudad de México (30 de marzo de 2016).- Hay experiencias y conocimientos que jamás podrás obtener en una escuela o un libro de texto, y es que viajar también es una forma de aprendizaje. Los viajes ayudan a construir el carácter y nos educan de forma natural a hacer y experimentar en nosotros mismos. Sin embargo, existen personas que piensan que una persona viajera es sinónimo de desempleo e inestabilidad, no obstante resulta que son la mejor opción para un puesto laboral, ya que aportan beneficios únicos como los siguientes:

1. Les gusta probar cosas nuevas. ¿Has dormido en una estación de tren? ¿Te has comunicado con señas o dibujos para lograr ser entendido? Obviamente, estas no son experiencias de trabajo, pero es un empuje para hacer a un lado tus límites y explorar algo nuevo. Ya sea que se trate de un programa de software o una reestructuración de la empresa, los viajeros siempre van a intentar cumplir con los retos.

2. Pueden negociar. Al haber estado en contacto con otras culturas se comienza a agudizar la astucia, y difícilmente eres engañado. En otras palabras, sabrán la manera correcta de negociar con otras empresas, y si tienen un objetivo en mente, como una futura colaboración o un nuevo acuerdo, lo van a conseguir siendo ellos o su compañía los que tengan los mayores beneficios.

3. Saben cómo hacer un presupuesto y gastar el dinero sabiamente. Ellos harán mucho con muy poco. Lograr mantener el presupuesto resulta ser una de las mayores habilidades de los viajeros, y pueden hacer lo mismo con tu negocio.

4. Toman riesgos. Vivir en la zona de confort no es su fuerte,  están dispuestos a superar sus miedos a lo desconocido y explorarlo. Así que no temerán a un poco de un riesgo en un negocio.

5. Se adaptan a los cambios. Van desde un destino a otro, utilizan todo tipo de monedas,  horarios, y están en contacto con nuevas culturas. Esto los hace mucho más abiertos al cambio y se pueden ajustar sin problemas en lo que respecta a cualquier reorganización.

6. Son pensadores culturales. Los viajeros saben cómo tratar con personas de diferentes culturas y orígenes. Habilidad que cada día es más necesaria con un mundo tan interconectado.

7. Están dispuestos a aprender. Tienen una gran necesidad de aprender sobre el mundo que les rodea, quieren aprender más sobre los países o lugares que visitan.  Así que siempre harina lo posible para adquirir nuevos conocimientos que en la cuestión laboral le ayudarán a tener un mejor desempeño.

8. Son buenos resolviendo problemas. ¿Perdiste un vuelo, la maleta, o el pasaporte? Ellos saben cómo mantener la calma cuando algo va mal. En la planificación de eventos siempre pasa algo, así que una persona viajera será tu mejor opción para resolver cualquier tipo de imprevisto y sacar el barco a flote.

9. Son soñadores. Los viajeros son capaces de ver el mundo de una manera diferente. Por lo tanto, cuando trabajan buscarán aporta valor y la cultura para su espacio de trabajo.

Fuente: Caracteres.

Leave a Reply

A+