Los reporterillos de Astrolabio Diario Digital echamos un vistazo al pasado y en esta sección le presentamos uno de nuestros hallazgos:

¿Lo asaltó algún policía? No es novedad. ¿No le hacen justicia? Tampoco es novedad. He aquí un caso publicado en El Heraldo el 12 de enero de 1954:

Sostiene que fue asaltado por la policía de Cárdenas

Apolonio Lugo Moncada se quejó al Gobierno del Estado que la policía de Cárdenas lo hizo víctima de un asalto, quitándole una pistola, ocho dólares y setenta pesos en moneda nacional, sin que hasta la fecha se le haya hecho justicia no obstante de haber solicitado la intervención del Agente del Ministerio Público.

El quejoso dice que a fines de Diciembre salió de una fiesta acompañado de varios amigos y que la policía los detuvo sin motivo, registrándolos a todos ellos, y que a él le fue recogida una pistola, su cartera que contenía el dinero que desapareció, y que tras esta maniobra lo dejaron a él en libertad, mientras que a sus amigos se los llevaron presos.

El día siguiente él se presentó a la Presidencia Municipal y elevó su queja, dice Lugo Moncada, pero no se le hizo caso, siendo muy sospechoso que a sus amigos los pusieran en libertad, muy temprano sin importarles ninguna multa, y aun cuando éstos han atestiguado que los policías recogieron la pistola y el dinero, no se abrió ninguna investigación sobre el particular.

Finalmente dice el denunciante que él es comerciante conocido y que siempre ha observado buena conducta, lo que puede asegurar el teniente coronel Manuel P. Zulaica, pues todo el tiempo que estuvo de Comandante de Policía en aquella población, nunca dio motivo para que se le llamara la atención, considerando que la policía arbitrariamente lo detuvo con el propósito de robarlo.