Astrolabio

Carlos Rubio

Después de semanas de una disputa entre el nuevo Ayuntamiento capitalino encabezado por Enrique Galindo Ceballos y decenas de trabajadores a los que se les impidió seguir laborando, ayer el alcalde realizó una serie de revelaciones que, en tan solo unas horas, fueron puestas en duda por el ex presidente municipal Xavier Nava Palacios.

“No hay daño alguno al patrimonio municipal”, asegura tajantemente Nava Palacios en un comunicado que circula a través de redes sociales. Luego acusa a la actual administración de querer contratar a sus colaboradores cercanos mediante el despido de los trabajadores actuales.

Los dichos de Enrique Galindo contra los de Xavier Nava

Desde el Palacio Municipal, Enrique Galindo intentó aclarar la incertidumbre que ha rodeado la Unidad Administrativa Municipal (UAM) durante las últimas semanas. Los trabajadores han acudido a diario a las instalaciones en busca de una explicación sobre su situación laboral, ya que pasaron de estar en la nómina a formar parte de la lista negra donde figuran los cercanos a Xavier Nava.

De inicio, Galindo Ceballos informó que durante la gestión de Nava Palacios se realizó la mayor contratación de personal de los últimos tres trienios: mil 655 personas. Específicamente, señaló que de marzo a junio de este año se contrató a casi 600 personas.

En contraste, Xavier Nava argumentó que la contratación de personal se debió a la creación de al menos nueve direcciones: la Instancia de las Mujeres; la Unidad de Atención a Pueblos Indígenas; la Unidad de Gestión del Centro Histórico; la Procuraduría de Asuntos de Adultos Mayores; Puerta Violeta; el Sistema Integral de Protección de Niñas, Niños y Adolescentes; la Dirección de Movilidad; la Dirección de Prevención Social de la Violencia y el Delito con Participación Ciudadana; y la Unidad Monitora Auxiliar para atender la emergencia sanitaria por COVID-19.

Además, remarcó que se fortaleció la Coordinación de Derechos Humanos, así como las direcciones de Cultura, Deporte y Turismo.

Por otro lado, el ex alcalde informó que en marzo de 2020, debido a la pandemia de COVID-19, las personas de edad avanzada o vulnerables fueron enviadas a sus casas, sin la posibilidad de trabajar. Situación que implicó contratar nuevas personas para no detener la operación del municipio.

Los basificados

Enrique Galindo aseguró que durante la pasada administración se basificaron a 429 personas, número que consideró alto e incluso lo comparó con los anteriores trienios: según su información, Mario García Valdez (2012 – 2015) basificó a 160 empleados, mientras que Ricardo Gallardo Juárez (2015 – 2018) a 136 trabajadores.

“Si esto lo traducimos en monto y en dinero, nos vamos a encontrar que hay un impacto presupuestal muy fuerte en materia de recursos humanos”, comentó el alcalde.

Al respecto, Xavier Nava afirmó que Enrique Galindo miente, ya que durante sus tres años en el Ayuntamiento se basificaron a 207 personas y no a 429 como el edil refirió en su rueda de prensa.

“Independientemente de tener una antigüedad de 5 a 20 años, han sido despedidas de manera informal e injustificada violentando así todos los derechos laborales”, señala el ex presidente municipal.

¿Aviadores?

Por otro lado, Enrique Galindo reveló que hay 64 personas sin una actividad específica definida, es decir, los calificó de “aviadores”, de los cuales no se cuenta con su expediente y han causado un daño al erario de 17 millones y medio de pesos.

El ex alcalde negó la existencia de “aviadores” en el Ayuntamiento: “tienen el conocimiento y capacidad para desempeñar las actividades que les corresponden, trabajan, no son aviadores”. Y aseguró que en la Dirección de Recursos Humanos se encuentra el expediente de cada trabajador.

Sobre las pensiones otorgadas

Galindo Ceballos comentó que durante la pasada administración se jubilaron a 345 empleados, de los cuales hay casos que cuentan con una antigüedad de tres años y recibieron una jubilación, hecho que calificó de irregular. Sin dar cifras, únicamente mencionó que el daño patrimonial es alto.

Xavier Nava no desmintió el dato, en cambio, aclaró la cifra: 346 pensiones otorgadas durante la administración municipal 2018 – 2021. Según sus dichos, cada pensión fue estudiada y autorizada por unanimidad en la Comisión de Asuntos Laborales y aprobada por el Cabildo.

Finalmente, de un lado de la moneda, Enrique Galindo se comprometió a llegar al fondo del asunto y a presentar denuncias ante la Fiscalía General del Estado (FGE), porque asegura que la pasada administración dejó una gran problemática de impacto presupuestal. Incluso, una vez más sin dar detalles, mencionó que hubo desvío de recursos. 

Al otro lado, Xavier Nava asegura que el conflicto de trabajadores en el Ayuntamiento nace porque la administración entrante requiere contratar a sus colaboradores cercanos y para ello ha decidido iniciar una ola de despidos.

“Le exigimos proceder con respeto irrestricto a la normatividad laboral vigente y sin recurrir, como hasta ahora, a una estrategia de postergación, humillación y desgaste”, finaliza el ex alcalde.

A+