Astrolabio

Abelardo Medellín

Después de más de 10 horas de negociaciones, se logró un acuerdo entre los representantes de la compañía minera Santa María, ubicada en el municipio de Villa de la Paz, y los mineros que, desde el pasado martes, emprendieron un paro de labores en manifestación contra el impago de utilidades y la intención que la empresa tenía de quitarles un bono de gratificación.

Durante las negociaciones realizadas la tarde de ayer, estuvo presente Néstor Eduardo Garza, titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) de San Luis Potosí, además del secretario general de Gobierno, Guadalupe Torres Sánchez, quienes intermediaron las pláticas que hubo entre los representantes de la empresa y una comitiva de cerca de 15 mineros que representaban a los más de 800 trabajadores que se manifestaron a inicios de semana.

El titular de la STPS reveló que luego de 12 horas de negociación se acordó que la empresa incrementará de 28 mil a 60 mil pesos las utilidades que serán repartidas entre los mineros.

Néstor Eduardo Garza dijo que, luego de revisar el cálculo conforme a la declaración anual, pudo comprobarse que lo ofrecido por la empresa era “correcto”, pero fue la misma empresa la que ofreció una gratificación extra.

“Se acordó una gratificación semestral que se entregará en julio y diciembre, esto en un número de salarios adicionales para los trabajadores”.

De acuerdo con el secretario del Trabajo, la gratificación acordada se pagará en una menor cuantía a lo establecido a partir de la siguiente semana; además, se logró conseguir una gratificación más por años de servicio que sería entregada a personal que haya colaborado en la empresa desde 2015, la cual deberá ser solicitada por el trabajador y se negociará con acuerdo entre las partes.

Por su parte, uno de los representantes de los mineros comentó que se llegó a “un acuerdo que consideramos como satisfactorio para los trabajadores y pues vamos contentos con el resultado obtenido, por la buena disposición de la empresa”.

Los trabajadores revelaron que justo después de haber firmado el convenio donde se cristalizaron los acuerdos logrados, se hicieron las llamadas correspondientes a quienes aún bloqueaban las entradas de la mina, para solicitar que cesaran la manifestación.

A+