Astrolabio

Por Victoriano Martínez

El 17 de agosto de 2016, la Comisión Estatal de Garantía de Acceso a la Información Pública resolvió el primer recurso de revisión recibido ese año sobre una solicitud de información a la que la Universidad Autónoma de San Luis Potosí negó los datos requeridos: el monto con el que fueron pensionados los ex rectores.

Fue hasta el 26 de septiembre de ese año cuando finalmente el solicitante, Juan Carlos Guevara Arauza, recibió la información. Entonces se supo por primera vez que Jaime Valle Méndez y Mario García Valdez comenzaron a ser pensionados con más de un millón de pesos anuales.

Entre los datos proporcionados, se reveló que el ex rector José de Jesús Rodríguez Martínez, apareció con la cifra más alta, aunque en los hechos era la más baja de todas, y con mucho: 213 mil 276 viejos pesos que actualmente equivaldrían a 213 pesos con 27 centavos mensuales. La pensión de Rodríguez Martínez se determinó en 1986 y correspondió al 100 por ciento de su salario.

Alfonso Lastras Ramírez fue el primer rector pensionado con una cifra en nuevos pesos, los actuales. Al momento de ser pensionado su salario era de 19 mil 713.62 pesos mensuales, que fue el monto que se le fijó como pensión. Lastras Ramírez murió en 1999.

Valle Méndez fue pensionado con el 100 por ciento de su salario en 2004, con un monto de 97 mil 795.29 pesos mensuales, que acumularon un millón 173 mil 543.48 pesos.

García Valdez, a pesar de haber sido pensionado con el 80 por ciento de su salario, el monto con el que inició su pensión fue superior al de su antecesor a quien le fijaron el 100 por ciento: 126 mil 607.86 pesos mensuales, que representan un millón 519 mil 294 pesos.

Los montos de las pensiones se señalan según las actas de las sesiones del Consejo Directivo Universitario (CDU) en las que se asignaron, de acuerdo con la respuesta proporcionada por el departamento de Recursos Humanos de la UASLP, con fecha del 23 de septiembre de 2016.

Cuatro años después, la UASLP atendió una nueva solicitud sobre los montos de las pensiones de los ex rectores Valle Méndez, García Valdez y Manuel Fermín Villar Rubio, recién pensionado en abril del año pasado.

Para Valle Méndez, pensionado desde 2004, en 16 años el monto que recibe se había incrementado de 97 mil 795.29 pesos a 157 mil 158 pesos mensuales. Un aumento del 60.7 por ciento. Además, de que recibe vales de despensa por 31 mil 868.50 pesos.

García Valdez, a ocho años de haberse pensionado, el monto que recibe se incrementó de 126 mil 607.86 pesos a 165 mil 200.16. Un aumento del 30.48 por ciento. Recibe vales de despensa por 11 mil 792.58 pesos al mes.

Villar Rubio recibe una pensión mensual de 220 mil 086.86 pesos, más vales de despensa por 20 mil 282.62 pesos cada mes.

A pesar de lo excesivo de las pensiones de los rectores, con el anuncio de que la modificación al reglamento sobre esa materia no se afectará los montos millonarios que Valle Méndez, García Valdez y Villar Rubio reciben, seguro implica que cada año tengan un incremento como ha pasado en los últimos años.

Si cuando en 2016 se conocieron las pensiones de los ex rectores se consideraron montos excesivos, hoy que la austeridad republicana se ha impuesto por ley y ningún servidor público puede ganar más que el presidente de la República, además de que se eliminaron las pensiones de los ex presidentes, que se les actualicen de esa manera los ingresos llega al extremo del abuso.

A+