Xochiquetzal Rangel

Desde ayer por la noche, Raúl Navarro Almendáriz, artesano productor y vendedor de dulces típicos, inició una huelga de hambre, pernoctando en la Unidad Administrativa Municipal, a fin de que pueda ser atendido por el presidente municipal Xavier Nava Palacios y pueda reincorporarse a trabajar, ya que, dijo, no le permitieron colocarse en la calle de Othón y Zaragoza para la venta de dulces típicos.

Explicó que pese a que desde hace 40 años se ha instalado en estas calles para la venta de dulces durante las Fiestas Patrias, al acudir a la ventanilla de pago de la Dirección de Comercio le indicaron que sería reubicado al jardín de la Alameda, lugar donde se concentrarán al rededor de 30 vendedores de artículos patrios, puestos de comida y de giros tradicionales como dulces y elotes.

Cabe destacar que Raúl Navarro es familiar de uno de los comerciantes que fueron retirados del pasaje a Villerías y de la calle Iturbide en el Centro Histórico el pasado 6 de agosto.

Coincidió en que la reubicación en la Alameda no es viable y no la aceptará debido a que en administraciones pasadas se han colocado en dicha plaza y el flujo de gente ha sido poco, por lo que las ventas son muy bajas, e incluso ejemplificó que en una ocasión, de dos días que tenían permitido vender, al segundo se retiraron por la nula venta que hubo.

“Nuestros giros son permitidos porque trabajamos dulces, banderas y elotes. En la norma técnica para los centros históricos a nivel nacional nuestros giros están permitidos, nomás que esta señora (Rocío Zavala) está encaprichada con nosotros porque según ella nos manejamos con rebeldía; a las otras 30 familias que está afectando las está amenazando para que si se juntan con nosotros se van contra ellos”, comentó.

Al ser cuestionado sobre su huelga de hambre, indicó que solamente ha sido atendido por Concertación Política, y le dijeron que hablarían con Rocío Zavala, titular de la Unidad de Gestión de Centro Histórico, para que lo dejen trabajar, además de que un médico llegó a valorarlo y le advirtió al titular de Concertación Política que Navarro Almendáriz no puede hacer huelga de hambre porque padece diabetes, por lo que le podría dar un coma diabético.

“¿Qué es lo que quieren? ¿Dar la muerte? Pues aquí estamos para morir al pie del cañón; vamos a morir aquí, porque no es justo que él esté enfermo y no nos dejen trabajar”, comento la hermana de Raúl Navarro.

Finalmente, el afectado puntualizó que los comercios ambulantes de venta de artículos patrios que están en el centro pertenecen a la organización Antorcha Popular, destacando que, como son un grupo amplio de personas, a ellos sí se les permite trabajar en distintos puntos del centro.