El Catalejo es el resultado de las mentes desorientadas de los reporterillos de Astrolabio Diario Digital.

Se ha vuelto común que político o servidor público que sale derrotado afirma dejar el cargo “con la frente en alto” cuando lo que muchos ven es que, como dicen en el pueblo, salen “con la cola entre las patas”. Si algo tiene de alto su frente es que mientras más creen poder levantarla, en realidad más grande se les hace para exhibir en ella los motivos de su fracaso. Una frente en alto llena de manchas que es un recordatorio para que quien los sustituye se enfoque más en el deber ser que en parecer… o encaminarse a terminar igual.

Asegura Villar que se va con “la frente en alto”

Alejandro Zermeño gana contienda por la Rectoría de la UASLP

Villar Rubio se va de la UASLP con recomendación de la CEDH

Zermeño y Villar, omisos ante feminicidio de estudiante: feministas universitarias

Quienes dicen que se van con la frente en alto en realidad se van derrotados

Con la frente en alto